Gutiérrez: comunicado que une al Gobierno y fractura a la oposición

Política

Desde el Presidente hasta intendentes y legisladores salieron a rechazar el documento de Cambiemos por el asesinato de Fabián Gutiérrez. Un sector de la oposición ya se desmarca.

El comunicado de Juntos por el Cambio sobre el asesinato de Fabián Gutiérrez terminó uniendo al peronismo y fracturando una vez más a la oposición. Mientras intendentes, legisladores y hasta el Consejo Nacional del PJ se unieron para rechazar la calificación de “gravedad institucional” del crimen del ex secretario privado de Cristina de Kirchner, en Cambiemos salieron a desmarcarse de la declaración emitida el sábado con la firma de las autoridades partidarias Patricia Bullrich y Federico Angelini (PRO); Alfredo Cornejo y Alejandra Lordén (UCR); y Maximiliano Ferraro y Mariana Zuvic (CC).

Desde el sector que lideran Rogelio Frigerio y Emilio Monzó, el ex jefe del bloque PRO en Diputados Nicolás Massot aseguró ayer que existe una “falsa idea” de que “la clase política tiene que opinar de los hechos ni bien suceden”, al tiempo que evitó opinar del asesinato de Gutiérrez, ya que “recién ayer” tomó conocimiento del crimen y es un tema que le corresponde a la Justicia. Al ser consultado por la muerte del exsecretario de Cristina de Kirchner y el posterior comunicado de Juntos por el Cambio, Massot consideró que, por su parte, “no tenía presente quién era” Fabián Gutiérrez hasta anoche.

En el documento emitido el sábado por las autoridades de los tres partidos que integran Juntos por el Cambio (JxC) se asegura que el de Gutiérrez es “un crimen de extrema gravedad institucional”. En la carta además piden que la causa “pase a la órbita de la Justicia federal” y que “no haya familiares de la vicepresidenta Cristina de Kirchner en el proceso” de investigación. El texto fue considerado apresurado por los gobernadores de la UCR Rodolfo Suarez (Mendoza) y Gerardo Morales (Jujuy). También el designado embajador en España, Ricardo Alfonsín, juzgó que “no hay posibilidad de convivencia democrática cuando la dirigencia sin prueba ni fundamento siembra sospechas”. “Deshonra a la UCR la afrenta a la democracia que importa este documento”, señaló Alfonsín, a través de su cuenta en la red social Twitter, y se preguntó: “Cómo podemos creer que JxC está comprometido en serio con la República y la democracia después del documento sobre el crimen de Fabián Gutiérrez”.

La polémica escaló hasta Alberto Fernández, quien advirtió que “todos queremos saber qué pasó con Fabián Gutiérrez, quién lo mató, cuáles son los móviles, pero insinuar que eso ocurrió por motivos de la causa que se conoce como la causa de los ‘cuadernos’ y solamente insinuar que el Gobierno puede estar involucrado es realmente una actitud tan miserable que es muy difícil de entender”. En una entrevista radial, el Presidente consideró “canallesco” sembrar “dudas sobre la muerte” de Gutiérrez, “abrir la grieta y generar discordia en un momento en que todos la estamos pasando mal” por la pandemia de coronavirus.

El jefe de Estado diferenció, sin embargo, a la oposición e insistió con que sólo ciertos dirigentes de Cambiemos “inculpan y acusan con una facilidad que por momentos es espeluznante” y entendió que “a eso se suman los que quieren dividir”. “Vinimos a terminar con un tiempo de enfrentamientos, a terminar con la grieta, a hacer las cosas mejor de lo que las hicimos en su momento”, expresó el Presidente durante la entrevista.

Más tarde, en un comunicado firmado por su titular, José Luis Gioja, el PJ señaló: “Los argentinos asistimos, por estas horas, a una triste y lamentable puesta en escena montada por la oposición política al Gobierno nacional, que es de la peor estofa, concebida sólo por la afiebrada mente de alguien que vio que de esta acción se podía obtener algún rédito”. Además, evaluó que así “no debe actuar” un frente político “que se precie de ser responsable y al que la ciudadanía le dio el mandato de ser opositor”.

Desde La Plata, Federico Otermín, jefe de la Legislatura bonaerense, expresó en su cuenta de Twitter: “Qué vergüenza el comunicado del macrismo. Es un insulto a la sociedad, a la democracia. No vale todo en política, no puede valer todo, no se puede decir cualquier cosa. Se comportan en la oposición con la misma irresponsabilidad y desprecio que cuando gobernaron. Así les fue”. En la provincia de Buenos Aires, siguiendo la línea expresada por Santiago Cafiero, también los intendentes del conurbano se encolumnaron en defensa del Gobierno nacional. “Estamos convencidos de que no es momento para sembrar falsas divisiones entre los argentinos y las argentinas. El odio afecta la convivencia democrática y sólo nos paraliza impiéndonos avanzar”, aseguró Mariano Cascallares, de Almirante Brown.

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario