sábado 21.7.2018
Política
En Fray Luis Beltrán, Santa Fe
viernes 20 de Febrero de 2015

Tras robo de 26 mil balas, Rossi cerró el Batallón 603 y pasó a retiro a su director

Batallón de Arsenales 603.

Batallón de Arsenales 603.

El ministro de Defensa, Agustín Rossi, ordenó el cierre del Batallón de Arsenales 603 "San Lorenzo", en Santa Fe, y el pase a retiro del director de Arsenales del Ejército, Hugo Víctor Meola, luego de que se descubriera en esa dependencia un faltante de 19.600 balas de calibres 9 y 32 milímetros.

Rossi informó que, además del cierre del Batallón, ubicado en la localidad del sur santafesino de Fray Luis Beltrán, instruyó al jefe del Ejército, César Milani, para crear una Base de Apoyo Logístico y una UMRE (Unidad Militar de Emergencias) en las instalaciones que hasta el momento ocupaba esa unidad.

Y precisó que, aparte de Beltrán, se decidió separar a otro oficial y cinco suboficiales que prestaban servicio en ese Batallón, tras una investigación interna realizada sobre el faltante de municiones que se conoció el pasado 30 de diciembre.

Además, encomendó a Milani que la totalidad de armas, municiones y otros elementos que se encontraban en la dependencia sean "relocalizados en otras unidades militares del país" dependientes del Ejército.

El ministro calificó de "inaceptable e inadmisible" el faltante de municiones y aseguró que tomó la decisión de separar al responsable de esa unidad para "mandar una señal fuerte a las tres Fuerzas Armadas, específicamente al Ejército".

"No estamos dispuestos a tolerar esta situación", sostuvo el funcionario nacional, quien detalló que el faltante de balas en esa dependencia es de 18.800 de 9 milímetros y 800 de 32 milímetros.

Al ser consultado sobre las versiones que indican que parte de esas municiones se encontraría en poder de bandas de narcotraficantes y otros sectores del crimen organizado, el ministro evitó responder al respecto y se limitó a señalar que "es el Poder Judicial el que está llevando una investigación y el que tiene que determinar esa circunstancia".

Rossi se expresó de esta manera durante una conferencia de prensa en el Edificio Libertador, sede del Ministerio de Defensa que conduce.

El faltante de municiones fue denunciado a fines del año pasado por el Ejército ante el Juzgado Federal Número 3 de Rosario, a cargo de Carlos Vera Barros, que derivó la investigación al fiscal Mario Gambacorta.

Este robo de municiones su suma a otros episodios similares que se produjeron en el último tiempo, como la desaparición de un misil TOW 2, sustraído del Escuadrón Caballería Blindado 1 de la ciudad de La Plata, en enero pasado.

También desparecieron en los últimos años 160 fusiles FAL de distintas dependencias militares, de acuerdo a una denuncia del presidente de la DAIA, Julio Schlosser, quien la semana pasada manifestó su "preocupación" por esta situación.

29 comentarios