Condiciona oposición debate de leyes impositivas clave para aliviar a cuatro millones de bonaerenses

Ambito Nacional

Juntos por el Cambio presentó modificaciones al texto original y espera cambios para bajar lo que considera un "impuestazo". Desde el oficialismo hablan de una "típica defensa en favor de los que más tienen".

La Cámara de Diputados bonaerense se prepara para debatir parte de los proyectos que el gobernador Axel Kicillof presentó durante la apertura de sesiones a comienzos de marzo y que, la semana pasada, ya fueron ingresados en la Legislatura. El ejecutivo provincial busca obtener el consenso de la oposición en dos de las iniciativas que forman parte del Plan de Reactivación Productiva: el régimen simplificado de Ingresos Brutos y la moratoria impositiva destinados a aliviar a cerca de cuatro millones de contribuyentes.

Se trata de un proyecto que el oficialismo pretende tener aprobado para antes de fin de año, que sirve como guiño a la clase media y que podría tener su devolución inmediata en las elecciones de medio término. La oposición ya dejó en clara sus diferencias y abrió el debate con el fin de hacer valer el peso político con el que aún cuenta en Senado.

A partir de las 15 de hoy la Legislatura volverá a la actividad, tras una primera sesión en conmemoración por un nuevo aniversario del golpe de estado de 1976, con un temario que hasta anoche todavía estaba en duda. La oposición mantuvo ayer un encuentro de carácter informativo con el ministro de Producción, Augusto Costa, y el titular de ARBA, Cristian Girard, y tras la reunión dejó a la vista los puntos en conflicto.

Más allá de la diferencia a favor con la que cuenta en la Cámara baja, el oficialismo sabe debe generar los consensos necesarios para no trabar una iniciativa que después debería ser respaldada por el Senado, donde no tiene los votos necesarios para lograr la aprobación automática.

Desde Juntos por el Cambio aseguran que todavía falta un mayor análisis de los proyectos y ya presentaron modificaciones que, en caso de ser aprobadas, acercarían las posiciones para lograr un paso en la iniciativa impositiva. Sin embargo, hasta ayer, no habían recibido una respuesta satisfactoria. Puntualmente, la oposición busca que se incluya Ingresos Brutos en la moratoria y, en el caso del Monotributo simplificado de II.BB., no generar aumentos que impacten en sectores que fueron perjudicados por la pandemia. “No es momento para un impuestazo. Venimos de un año difícil, con un gobierno que amenaza con nuevas restricciones que va a impactar en la economía”, le dijo a este diario el diputado de JxC, Daniel Lipovetzky. Y agregó: “Planteamos un régimen abierto y voluntario porque las categorías más altas, donde impacta, son pymes que pueden facturar 7 mil pesos al mes, que no es nada alto”. El aumento propuesto por el oficialismo para esta categoría va del 2.5 al 5.5.

Otro de los puntos clave tiene que ver con los saldos a favor con lo que cuentan los contribuyentes por dobles percepciones del régimen de retención de Ingresos Brutos. Se trata de saldos a favor que retiene ARBA y que, desde la oposición sostienes que “tardan mucho en devolver”. En relación a esto, Lipovetzky asegura que “si queremos ayudar a las pymes hay que encontrar una forma automática de devolverlo o que las empresas lo puedan utilizar para pagar impuestos sobre todo para sectores que fueron afectados por la pandemia como los turísticos, los gimnasios y los salones de fiestas”.

De acuerdo a los datos suministrados por ARBA esta iniciativa, que beneficiará más de un millón de monotributistas, prevé agilizar el cumplimiento tributario, reduciendo trámites y restando carga administrativa a los contribuyentes. Una de las características principales de la modificación es que incluirá en un solo importe lo correspondiente al pago del Monotributo e Ingresos Brutos a través de un cuota fija mensual, en función de su categoría del Monotributo.

“Es la misma historia de siempre. La oposición no pone foco en las otras clases sociales. No se puede hacer política solo defendiendo los intereses de un porcentaje minúsculo de la población. Es la típica defensa en favor de los que más tienen”, le aseguró a este medio un diputado bonaerense del Frente de Todos.

“Las iniciativas impulsadas por la Provincia son insuficientes para un sector que fue duramente castigado en el último año y medio. En las medidas no se observa ninguna herramienta que permita un progreso estructural real en materia productiva. Sólo se limitan a cuestiones tributarias coyunturales, sin pensar en el mediano y largo plazo”, sostuvo el diputado Juan Carrara (JxC).

Dejá tu comentario