1 de marzo 2024 - 23:10

Con críticas por el recorte de fondos, una decena de gobernadores abrieron sesiones en las provincias

Jaldo, Sadir y Zdero evitaron hacer críticas a la Casa Rosada por la asfixia de recursos. La mayoría instó al diálogo con el Gobierno nacional.

Ignacio Torres abrió las sesiones ordinarias de la legislatura de Chubut tras sus cruces con Casa Rosada. 

Ignacio Torres abrió las sesiones ordinarias de la legislatura de Chubut tras sus cruces con Casa Rosada. 

Télam

Ceños fruncidos, ni una sonrisa, nada para festejar. Rendición de cuentas, presente puro y duro, la herencia y poco de esperanzas, solo promesas de orden, seguridad y austeridad. La mayoría de los gobernadores tuvo palabras críticas contra el Gobierno nacional por el recorte de fondos, los menos apenas si se acordaron o agradecieron, pero todos coincidieron en que la Casa Rosada debe tender puentes de diálogo constructivo. Este fue el tono con el que más de una decena de gobernadores dieron sus discursos ante sus legislaturas para dar apertura a nuevos períodos de sesiones ordinarias, a la espera del acto de Javier Milei en el Congreso Nacional.

Uno de los más esperados fue el de Ignacio Torres, de Chubut, protagonista de un choque con el Gobierno nacional, por el que obtuvo el respaldo de la mayoría de los jefes provinciales. "Nos defendimos juntos de cualquier mezquindad", sostuvo apenas arrancó y en referencia al conflicto con la Nación por la retención de fondos de coparticipación por concepto de pago de deuda. "Chubut no le ganó a Nación, ganó el federalismo", agregó, en relación al fallo de la Justicia Federal que resolvió a favor de la provincia patagónica y ordenó suspender el recorte de $13.500 millones.

No dejó pasar la oportunidad para mencionar el desdén sobre el que se refirió hacia esa provincia el presidente Milei y la ministra de Seguridad, Patricia Bullrich. "Llegaron a decir que en nuestra provincia no vive nadie, está llena de guanacos y a cuestionar las fiestas populares. Todo para justificar lo injustificable y no querer reconocer que el Gobierno nacional se equivocó, porque no calculó que Chubut se sabe defender y así lo hizo", expresó. También hubo referencias para describir la situación en la que recibió a esa administración provincial, a la que describió como grave. El discurso fue a las 9, dos horas antes de lo previsto, puesto que Torres anunció que estaría en el Congreso de la Nación para escuchar al presidente Milei.

También en la Patagonia fue el turno de Sergio Ziliotto, mandatario de La Pampa, que marcó sus profundas diferencias con las políticas que impulsa la Casa Rosada. En esa dirección, anunció la creación de un "aporte solidario", que recaerá sobre el sector financiero, los propietarios de inmuebles de alta cotización, dueños de vehículos de alta gama y quienes perciban los sueldos más elevados de la administración pública provincial. Y como si con eso no alcanzara para dejar en claro que se paró en la vereda del frente del presidente Milei, sostuvo: "En contraste con el modelo concentrador, libertario y dolarizador, nuestras políticas de Estado seguirán siendo apostar a la producción, a las pymes y al trabajo".

En relación a las diferencias con el Gobierno nacional, no dejó pasar la ocasión para aseverar: "Las provincias somos las que producimos y generamos la riqueza del país. El Estado nacional sólo la administra. Más aún, la prestación de los servicios públicos esenciales que son pilares de la calidad de vida: salud, educación, seguridad y justicia, son sostenidas casi con exclusividad por los estados federales. Por ello, debe quedar claro: no pedimos dádivas, exigimos lo que nos pertenece", resaltó. Y entre sus anuncios, destacó que habrá fuertes inversiones en salud, educación y obra pública, además de la posibilidad de un acceso voluntario a la jubilación anticipada en la administración pública y en los municipios, con un pago garantizado del 82% móvil.

01-03-2024_el_gobernador_de_la_pampa.jpg
Ziliotto, el gobernador de La Pampa ante los legisladores pampeanos.

Ziliotto, el gobernador de La Pampa ante los legisladores pampeanos.

"Un programa económico inconsistente e inequitativo"

El gobernador de Tierra del Fuego, Gustavo Melella, en sintonía con sus pares de Chubut y La Pampa, criticó el recorte de fondos coparticipables a las provincias y definió al programa económico implementado por Milei como "inconsistente e inequitativo". "Argentina vuelve a asistir a un proyecto que ya conocemos y vivimos en su esencia más profunda. Un modelo político, económico y social que prioriza intereses sectoriales, con ajuste a costa de los trabajadores y desconociendo a las provincias", señaló.

Embed - https://publish.twitter.com/oembed?url=https://twitter.com/gustavomelella/status/1763591608841216452&partner=&hide_thread=false

El fueguino sostuvo que la gestión del presidente Milei busca "ajustar las cuentas públicas haciéndoles pagar todo el costo a los trabajadores, comerciantes y sectores productivos y, por supuesto, desconociendo a nuestras provincias". "Quieren convencernos de que haciendo caer salarios, jubilaciones y demás derechos sociales básicos, dejando de hacer obras públicas y llevando a la recesión a las provincias, se van a lograr equilibrios macroeconómicos", criticó.

Este viernes también fue el turno de Rolando Figueroa, de Neuquén, quien se distanció del modelo de gestión del presidente Milei. "Es la hora de hacer un gran acuerdo en nuestro país, donde podamos ratificar la voluntad de las provincias de dialogar y trabajar en equipo. Estoy convencido de que estamos frente a un momento histórico donde los patagónicos tenemos un rol protagónico”, dijo. También puso el acento en el recorte de fondos de la Nación: "La deuda en recursos para obras que tiene el Gobierno con los neuquinos supera los $9.300 millones. Reitero, con diálogo pero con firmeza, vamos a trabajar para que estos recursos puedan llegar a todos los neuquinos”.

Antes de finalizar se refirió a las políticas de austeridad que puso en marcha. Terminado su mensaje ofreció una conferencia de prensa en la que fue consultado sobre su choque con la Casa Rosada: "Nosotros tenemos la esperanza que se nos mida de una manera diferenciada, porque hoy Neuquén es muy importante para el desarrollo del país".

Entre los patagónicos, también abrieron sesiones el chubutense Claudio Vidal y el rionegrino Alberto Weretilneck.

Rolando Figueroa.JPG
El gobernador neuquino, Rolando Figuroa, 

El gobernador neuquino, Rolando Figuroa,

"Que se corten la mano antes de votar algo que perjudique"

Desde Salta, Gustavo Sáenz, uno de los que fue tratado de "traidor" desde Balcarce 50 por el fracaso en el Congreso de la ley ómnibus, hizo hincapié en su discurso en enorme pérdida de recursos por recortes desde la Nación y que afecta a la administración provincial y a los municipios. "Seguimos con el Presupuesto 2023, con una inflación de más del 111%. La decisión del Gobierno nacional de suspender el financiamiento de obras en construcción obligó a reestructurar el escenario local", dijo. Y dio un detalle de los problemas que se ocasionaron por la asfixis de recursos, entre ellos, el mejoramiento de infraestructura, del Programa Federal de Salud y las políticas de construcción de viviendas, entre muchos otros.

Embed - https://publish.twitter.com/oembed?url=https://twitter.com/GustavoSaenzOK/status/1763590030260355399&partner=&hide_thread=false

El salteño también se dirigió a los parlamentarios que tiene esa provincia en el Congreso de la Nación, a quienes pidió defender los intereses de todos los sectores de la provincia y que ningún mandato partidario o de autoridad nacional prime por sobre los intereses de los salteños. "Que los legisladores se corten la mano antes de votar algo que perjudique a los salteños", señaló. Se diferenció del presidente Milei y exigió diálogo con las provincias al aseverar: "No creo que se pueda lograr desde los insultos y los agravios, sino desde el diálogo y el consenso, que no son sinónimos de corrupción, es de democracia: allí me encontrarán siempre".

Carlos Sadir, de Jujuy, también leyó su mensaje ante la Asamblea Legislativa. Fue uno de los nueve gobernadores de Juntos por el Cambio (JxC) que firmó una carta de apoyo al chubutense Torres, en medio del cruce con la Casa Rosada. Esta vez, decidió bajar el tono. Casi no hubo referencias al Poder Ejecutivo Nacional, solo un "no vamos a dejar de exigir los recursos que nos corresponden a todos los jujeños". Después, el sucesor de Gerardo Morales desgranó un detalle del rumbo de las políticas en salud, vivienda, educación y turismo. En tono monocorde, anunció que enviara a la Legislatura un proyecto de ley de coparticipación provincial "para que cada municipio cuente con recursos propios, cuenten con autonomía y responsabilidad económica de sus gestiones".

Evitaron confrontar

El gobernador tucumano Osvaldo Jaldo leyó su discurso en la Legislatura, en el que obvió hacer referencias al recorte de fondos del Gobierno nacional, solo habló de "crisis económica", sin contexto. A diferencia de otras ocasiones, en las que participó de este acto pero en carácter de vicegobernador, no hubo concentración de militantes frente a la Cámara desalentadas por el propio mandatario.

En sus palabras se refirió a las políticas de ahorro y de austeridad que implementó. Destacó la digitalización de los trámites administrativos del Estado y anunció la creación de una SAPEM destinada a la generación de energía. "A los fines de nuestro desarrollo urbano e industrial, un recurso crítico es la energía. Por sus características geográficas, nuestra provincia es una fuente muy importante de energía solar, hídrica y de biomasa. Estamos trabajando en diseñar un plan maestro que organice e integre estas tres fuentes de recursos para profundizar el camino hacia la producción energética renovable y lograr la autosustentabilidad en esta materia", dijo.

En relación al futuro, hubo tiempo para anuncios. El primero fue la convocatoria a una reforma electoral en la que participen todos los sectores de la política tucumana. Esta provincia conserva el sistema de acoples, una adaptación de la polémica ley de lemas, que permite que los cuartos oscuros haya un carnaval de votos en las elecciones provinciales. Solo al final de su discurso se refirió al Gobierno nacional, al que agradeció por mantener una política de diálogo. Al cierre del acto, en conferencia de prensa, fue consultado sobre su participación en el Congreso de la Nación para escuchar el discurso del presidente Milei y aclaró que se disculpó por no estar presente.

El que también cumplió con su obligación constitucional fue el gobernador Leandro Zdero, de Chaco. Sin referencias a la Casa Rosada, gran parte de su mensaje estuvo dirigido a detallar el estado en el que recibió la provincia, la herencia. "Reinaba el desorden, el desgobierno, la desidia, el descuido, la informalidad y una corrupción estructural que atraviesa todo el Estado", sostuvo. Reveló que había faltantes de insumos críticos en los hospitales por falta de pago a los proveedores: "se debían más de $1.000 millones proveedores de servicios de diálisis, fue una deliberada paralización de pagos de medicamentos de alto costo, sectores de alta complejidad y derivaciones". Prometió austeridad y transparencia: "La batalla contra la corrupción es una bandera, no vamos a transar con las mafias".

Dejá tu comentario

Te puede interesar