Cuidado: objetos sueltos

Autos

Uno de los descuidos más frecuentes al emprender un viaje es no utilizar los espacios destinados a guardar casa cosa. Los riesgos de provocar mayores riesgos ante una colisión o movimientos bruscos.

Una de las primeras cosas que le enseñan a uno cuando hace el curso para sacar el registro de conducir es que no hay que tener objetos sueltos en el habitáculo. Ante una frenada brusca o un accidente pueden convertirse en un arma, capaz de provocar graves daños.

Tener herramientas, ropa, calzado y elementos de uso diario sueltos en diferentes lugares del vehículo significa un peligro permanente para todos los pasajeros. Una de las situaciones más comunes surge a la hora de armar el equipaje para viajar. Se suele cargar el vehículo de más y, en caso de que el espacio del baúl no alcance, se usan los asientos traseros para colocar los objetos restantes, algo muy peligroso en el caso de una fuerte frenada o colisión, debido al efecto amplificador del peso producido por la velocidad.

La recomendación es llevar esos objetos en el baúl ya que uno suelto se convierte en una fuerza que puede provocar lesiones graves. Para evitar accidentes es necesario saber que precauciones tomar y ser conscientes de la seguridad dentro y fuera del vehículo.

Según informó Ituran, hay que tener en cuenta que frente a un accidente hay 4 tipos de impactos que se producen: el primer impacto es el del vehículo contra el obstáculo, el segundo es el de nuestro cuerpo (que quiere seguir moviéndose a la velocidad a la que íbamos) contra el cinturón de seguridad y el airbag, el tercer y más peligroso es el de nuestros órganos contra el esqueleto, y el cuarto impacto, suele producirse cuando se llevan cosas sueltas en el vehículo.

“Antes de iniciar cualquier trayecto es importante revisar y asegurar la carga para evitar accidentes innecesarios. Aprovechar el espacio del baúl y los espacios porta-objetos para colocar debidamente todo el equipaje resulta indispensable para tener un viaje tranquilo y seguro” dice Cristian Fanciotti, CEO Latam de Ituran.

La forma más segura de transportarlos es en baúl, en la guantera, en bolsas detrás de los respaldos de los asientos delanteros y en los huecos de las puertas o de los reposabrazos delantero o traseros. Llevar los artículos más pesados en huecos que tengan tapa, como la guantera o el cofre entre los asientos.

Por otro lado, es preferible dejar los objetos en el suelo que arriba de los asientos. Además, hay que sujetar siempre los objetos pesados que se lleven en el baúl. Esto es para evitar que en caso de accidente ingresen dentro del habitáculo.

Es importante también tener en cuenta que los cinturones de seguridad están pensados para sujetar el cuerpo humano, no las cajas ni las valijas. Por lo que, se recomienda usar cuerdas o cintas para atar los objetos en la parte trasera del auto

Temas

Dejá tu comentario