Estudiantes le dio una paliza a Gimnasia

Deportes

Estudiantes logró hoy un resultado histórico al golear a Gimnasia por 7 a 0, en el clásico platense y se afirmó en la lucha por el título del torneo Apertura 2006 de primera división.

En el primer tiempo abrió la cuenta Diego Galván a los 3 minutos, José Luis Calderón marcó el segundo gol a los 23 y Mariano Pavone aumentó a los 34.

En el segundo período Galván anotó el cuarto a los 5 minutos, Calderón convirtió nuevamente a los 27 y Pablo Lugüercio aumentó la cifra a seis a los 31, mientras que "Caldea" señaló su tercer tanto personal y cerró la goleada "pincharrata" a los 39.

Estudiantes venció por primera vez en la historia a su archirrival por más de 5 tantos de diferencia, puesto que sus máximas goleadas habían sido tres 6-1, en 1932, 1948 y 1968.

El equipo que dirige Diego Simeone hilvanó su cuarta victoria consecutiva, suma 22 puntos y demostró que sus aspiraciones de título están muy bien fundamentadas.

El árbitro Héctor Baldassi expulsó en el segundo tiempo por doble amonestación a los jugadores de Gimnasia Germán Basualdo, a los 6 minutos y Matías Escobar, a los 24'.

En el 140mo. clásico platense, válido por la undécima fecha del Apertura 2006, Estudiantes tuvo una actuación impecable: presionó en el campo rival, recuperó la pelota y la jugó bien y, aunque parezca extraño, concretó sólo el 50 por ciento de las situaciones que generó, puesto que puso en aprietos a Gimnasia en 14 oportunidades.

El conjunto de Troglio, que sigue con 10 unidades y tiene el partido suspendido ante Boca, jamás ofreció una oposición seria a su adversario, mostró horrores defensivos, principalmente por parte del arquero Juan Carlos Olave y no tuvo actitud para disputar un clásico en ningún tramo del partido.

El propio Troglio había advertido en la previa que el desgaste por jugar el miércoles pasado contra Fluminense, de Brasil, por la Copa Sudamericana, no iba a ser impedimento para disputar el clásico en buenas condiciones físicas, por lo que no puede existir la excusa del cansancio.

Galván capitalizó un tiro libre de Juan Sebastián Verón y anotó de cabeza, cruzado, en el segundo palo para establecer el 1 a 0; Calderón se anticipó de cabeza a Marcelo Goux y encontró a Olave a mitad de camino en el segundo gol y Pavone recibió de Verón desde la derecha y definió con un zurdazo desde afuera del área para sellar el resultado parcial.

En el segundo tiempo Troglio sacó al lesionado Jorge San Esteban y colocó al delantero Luciano Leguizamón, pero el nuevo puesto de Germán Basualdo (pasó de volante izquierdo a marcador lateral derecho) fue un problema adicional.

Basualdo se encandiló con la pelota en un pase de José Sosa y Galván anotó el cuarto; Calderón tocó debajo del arco, luego de que Pavone eludió a tres rivales; el ingresado Lugüercio tomó un rebote en Olave, después de un remate de Juan Cominges (entró por Sosa), para señalar el sexto y Calderón fue a buscar un pase de Verón y, gracias a una grosera falla de Olave, cerró la goleada.

Dejá tu comentario