Escándalo en la selección inglesa: dos jugadores fueron excluídos por llevar mujeres al hotel

Deportes

El entrenador Gareth Southgate anunció este lunes que los jóvenes Phil Foden y Mason Greenwood fueron excluidos de la selección inglesa, que jugará ante Dinamarca el martes en la Liga de Naciones, por haber violado las medidas sanitarias al llevar prostitutas al hotel.

Phil Foden y Mason Greenwood, jóvenes figuras de Manchester City y United, respectivamente, fueron apartados hoy del seleccionado inglés de fútbol por ingresar mujeres al hotel de concentración e incumplir el protocolo sanitario de coronavirus.

"Desafortunadamente me enteré de que dos chicos han violado las directrices de la burbuja (destinada a aislar el grupo como protección contra el covid-19)", explicó Southgate en una rueda de prensa sobre Foden y Greenwood, que debutaron con la selección absoluta inglesa el sábado.

"Rápidamente hemos decidido que no podían tener contacto con el resto del grupo, que no irían al entrenamiento y que tenían que volver a Inglaterra de manera separada", añadió.

Embed

Según la prensa islandesa, tras el partido ganado por Inglaterra (1-0) el sábado en Reykjavík, los dos jugadores de Manchester, Foden (City) y Greenwood (United), recibieron la visita de dos islandesas en el hotel del equipo. Las imágenes de los dos jugadores, tomadas por las chicas, circularon por las redes sociales.

Según las reglas establecidas por las autoridades británicas e islandesas, la delegación inglesa no podía abandonar el hotel ni encontrarse con personas que no pertenecieran al grupo, con la excepción del partido.

"Estamos todavía estudiando los hechos, debo ver los detalles, pero es seguro que hubo una violación de las directrices que nos habían llevado mucho tiempo poner en marcha y que el equipo había seguido a la letra", añadió Southgate.

Embed

"Desde este punto de vista no tenemos otra elección", añadió sobre enviar a los jugadores a casa para que cumplan una cuarentena de 14 días. "Soy padre de jóvenes y sé que a veces cometen errores. Admitieron su responsabilidad y pidieron disculpas", añadió el técnico.

Southgate añadió que el encuentro entre las chicas y sus jugadores, de 18 (Greenwood) y 20 años (Foden), tuvo lugar fuera de la zona del hotel y que "nadie tuvo contacto con los futbolistas, ni en el desayuno ni en el entrenamiento". Ambos jugadores también fueron reprendidos por su clubes con comunicados en las redes sociales.

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario