Aerolíneas trae 34 aviones en 3 años

Economía

Aerolíneas Argentinas le anunció ayer a Néstor Kirchner un fuerte plan de inversiones, tal como adelantó ayer este diario. El anuncio se produjo durante una reunión en el despacho presidencial de la que tomaron parte los accionistas de la aérea, Gerardo Díaz Ferrán y Gonzalo Pascual; el jefe de Gabinete, Alberto Fernández; el ministro Julio De Vido; el secretario de Transporte, Ricardo Jaime; y el CEO de Aerolíneas, Esteban Macari.

Por la tarde, en rueda de prensa con periodistas, el propio Macari explicó las principales características de dicho plan, que apunta (según el ejecutivo) «en principio a regularizar los vuelos antes de la temporada alta de verano, y a largo plazo a contar con una flota moderna y que para 2009 tendrá 77 aviones». En cambio, reveló, se abandona al menos momentáneamente el proyecto de mudar la empresa a la proyectada «Ciudad Aerolíneas» que iba a erigirse en el cruce de Riccheri y Camino de Cintura. «No lo descartamos, conservamos el terreno, pero no es hoy una prioridad para la empresa. Sí lo es restablecer nuestros parámetros de excelencia, puntualidad y eficiencia», afirmó Macari.

Macari admitió que en la reunión con Kirchner no se tocaron los temas acordados en un documento firmado en Madrid con Jaime, y que preveían (entre otros puntos) el levantamiento de las impugnaciones a balances de Aerolíneas, el otorgamiento de subsidios a rutas no rentables, el incremento (en principio, de 1,4% a 5%) de la participación oficial en el accionariado de la empresa y beneficios fiscales y de seguros para las aéreas.

En cambio, se confirmó otro adelanto de este diario: la flota de Aerolíneas marcha hacia convertirse en «monocolor» Airbus. Si bien no dio plazo para este cambio (no está previsto desactivar los Boeing 737-200, muchos de ellos propiedad de la empresa), dijo que se instrumentará a partir del año próximo. «Airbus nos da garantías de mejor financiación, de eficiencia tecnológica, y unificar la flota nos permitirá reducir costos. Además, está decidido que todos los MD irán para Austral y todos los B-737 a Aerolíneas», sostuvo Macari.

En la actualidad, la flota de Aerolíneas en condiciones de operar se limita a 40 aeronaves, con otras 12 paradas por mantenimiento o falta de motorización. Para suplir esta falta -que está provocando atrasos, cancelaciones y otros inconvenientes que padecen los pasajeros-, antes de fin de año se reincorporarán cinco MD para cabotaje, tres de los cuales estaban en el «hub» de Madrid, desde donde cubrían las rutas a Roma y París. Dijo Macari que «se firmó un acuerdo con Spanair, 'prima hermana' del grupo Marsans (los accionistas principales) para que las cubran con sus máquinas». Otras dos se traerán de EE.UU., mediante leasing.

También antes de fin de año llegará un Boeing 737-500, parte de un plan firmado por la administración anterior encabezada por Antonio Mata, y se firmó un acuerdo con Pratt & Whitney para la provisión de motores que equiparán a los MD y B-737 200 que hoy no pueden volar. «Estas acciones nos permitirán tener 54 avionesoperando antes de fin de año», insistió Macari.

El año que viene ingresarán 13 nuevas aeronaves: un «Jumbo» B 747-400, dos Airbus 340-200, cuatro Airbus 320 y seis MD, lo que llevará la flota a 67 máquinas. Al año siguiente, llegarán otros dos aviones (Airbus 320 para cabotaje).

Sin embargo, la «estrella» de la nueva flota, el Airbus 330-200 de largo alcance, comenzaráa llegar en 2009: ese año arribarán seis de estas máquinas a un costo de u$s 800 millones que ya comenzaron a desembolsarse. Esas aeronaves fueron adquiridas el año pasado por el grupo Marsans (del que son dueños Díaz Ferrán y Pascual); todavía no está definida la modalidad jurídica por la cual le cederán el uso a Aerolíneas, pero «por ahora no se incorporarán a los activos de la empresa», admitió Macari. Agregó que los otros u$s 200 millones del plan anunciado ayer se destinarán a compra de repuestos y motores. «Se pagará con fondos propios, provenientes de nuestro flujo de caja».

Dejá tu comentario