Datos de EE.UU. afectan mercados

Economía

En la semana que pasó hubo hechos importantes que movieron los mercados, por un lado las declaraciones de Trichet el presidente del Banco Central Europeo abrió la posibilidad de una suba en las tasas de interés en julio, impensada. Esto hizo caer el dólar y éste subir los commodities (quedó bien a la vista la conexión dólar débil petróleo en alza luego de una caída de 12 dólares el barril después de una semana de apreciación para el dólar) y con ello todas las acciones que lideran (Tenaris, Petrobras, petroleras, siderúrgicas, energéticas en general). Al mismo tiempo, en Estados Unidos se daba cuenta de fuerte aumento en las ventas minoristas de mayo por lo que otro tipo de acciones más rezagadas se acoplaron a la suba al suponerse un cambio de actitud en los consumidores. Pero el viernes se volvió todo para atrás, al menos para este último grupo de acciones, cuando los datos del empleo mostraron una realidad diferente y, el análisis del aumento de las ventas minoristas daba cuenta de una sustitución de bienes por comida en las compras de los consumidores y de preocupación por la inflación, lo que no da un buen panorama. La Bolsa local además tiene que sortear las derivaciones de la crisis doméstica. Entre las mas salientes, los bancos fueron los más perjudicados con la caída de los depósitos, las pérdidas en los futuros del dólar y la suba en las tasas de interés, mientras Tenaris y Petrobras, que se llevan la mayor parte del volumen, responden a parámetros internacionales. La estrategia es mantenerse al margen y limitar los riesgos a la compra de opciones: calls en el caso de Petrobras y Tenaris, puts en el caso de los bancos; porque si se dan vuelta las tendencias los riesgos quedan acotados.

Dejá tu comentario