6 de noviembre 2001 - 00:00

Obvio: caen préstamos bancarios

Obvio: caen préstamos bancarios
Los créditos prendarios y personales experimentaron durante setiembre una caída de 23,6% y 6,5%, respectivamente, frente al mismo período del año pasado. La excepción fueron los préstamos hipotecarios que lograron un leve crecimiento de 0,6% en el mismo lapso.

Esto surge de un informe elaborado por el departamento de Investigaciones Económicas del Banco Ciudad, en el que se da cuenta de que la prolongada recesión por la que atraviesa el país no sólo influyó en la caída en el volumen de préstamos concedidos, sino también en una creciente dolarización de los mismos.

El panorama luce particularmente oscuro en el segmento de los créditos prendarios. En los primeros nueve meses del año su demanda disminuyó 22,4% frente a idéntico período del 2000, mientras que entre octubre y setiembre de este año la contracción alcanzó 2,1%.

Si se compara el volumen total de la cartera de prendarios de setiembre contra el mismo mes del año pasado, se observa una baja de u$s 1.197 millones. La caída es explicada en 95,7% (1.118 millones) por el descenso en los préstamos nominados en dólares, ya que este rubro se encuentra altamente dolarizado.

En tanto, los préstamos personales alcanzaron a fines de setiembre un total de 8.803 millones, de los cuales 35,4% está constituidos en dólares, y el restante 64,6% se encuentra en pesos.

El repliegue de 6,5% ($ 612 millones) registrado en setiembre respecto al mismo mes del año anterior se explica en mayor medida por el descenso en los préstamos denominados en pesos que se hundieron 8,3%, a la vez que las operaciones acordadas en dólares disminuyeron apenas en 2,9%. La comparación mensual arroja cifras mucho más moderadas: de agosto a setiembre los préstamos bajaron 3%.

• Hipotecas

Lo cierto es que el mejor desempeño en lo que va del año corresponde a los préstamos hipotecarios. El dato no es menor ya que se trata de un segmento que maneja volúmenes que duplican a los de los créditos personales y cuadriplican a los prendarios. Los préstamos hipotecarios alcanzaron los 16.760 millones, de los cuales 80,1% están nominados en dólares. Durante setiembre registraron un aumento interanual de 0,6% y de 3,6% en el acumulado de los primeros nueves meses del año. Además, los operaciones en dólares continuaron expandiéndose, creciendo 9,5% en el acumulado del período enero-setiembre del corriente año, con relación al mismo lapso del año anterior.

La contracara se dio en el segmento nominado en pesos, que continuó contrayéndose, evidenciando una disminución del interanual de 14,4% entre enero y setiembre del corriente año. En setiembre, la baja fue de 10% respecto al mismo mes del año 2000. Estas caídas son consistentes con la fuerte dolarización que evidencia la cartera de préstamos hipotecarios, ya que el segmento en dólares es el que explica la expansión de este rubro crediticio.

Por otra parte, según un informe realizado por el departamento de Economía y Finanzas de la UADE, 98,1% de las inmobiliarias de la Capital Federal disminuyeron sus ventas de departamentos nuevos durante octubre, con relación a igual período del año pasado. Además, casi 60% de las firmas consultadas esperan que las ventas evolucionen en baja durante los próximos meses.

Dejá tu comentario

Te puede interesar