El Cannes presencial desafía a la pandemia en su nueva edición

Espectáculos

Se hará entre el 6 y el 17 de julio, pero las reservas en hoteles, que están cobrando casi la cuarta parte de lo habitual, sólo llegan al 25%

El Festival de Cannes se realizará presencialmente en julio y pasado mañana anunciará los films en competencia por la Palma de Oro. Hasta ahora se anunciaron sólo tres de la selección oficial, incluidos los últimos trabajos de Wes Anderson y Paul Verhoeven. El jurado estará presidido por Spike Lee, quien el año pasado no pudo cumplir tal función al suspenderse el festival. La presente edición se celebrará entre el 6 y el 17 de julio, dos meses más tarde de las fechas habituales. Entre los grandes festivales, solo la Mostra de Venecia pudo celebrarse tras el inicio de la pandemia, aunque con severas restricciones por las condiciones sanitarias.

En Cannes, aunque sólo se espera la mitad de los 40.000 asistentes diarios que suele atraer el festival, no se prevé ninguna limitación de aforo en las salas. En cambio, se exigirá un “pase sanitario” (prueba de vacunación o un test PCR negativo). Los organizadores todavía deben confirmar la presencia de estrellas y definir las condiciones sanitarias por ejemplo en la alfombra roja y en las tradicionales fiestas paralelas. Y el conjunto de medidas dependerá también de la evolución de los datos epidemiológicos en Francia, país que en las últimas semanas empezó a levantar gradualmente las restricciones sanitarias pese a que el coronavirus esté lejos de ser desterrado.

El Festival abrirá con “Annette”, del francés Leos Carax (“Los amantes del Pont Neuf”), protagonizada por Adam Driver y Marion Cotillard, quienes encarnan a una pareja de estrellas cuya vida cambia con la llegada de su primera hija. Verhoeven (“Bajos instintos”, “Elle”) competirá con “Benedetta”, retrato de una monja homosexual ambientado en el siglo XV y basado en hechos reales. Anderson (“El gran hotel Budapest”) lo hará con “La crónica francesa”, con Bill Murray, Tilda Swinton, Timothée Chalamet y Adrien Brody (se trata de la historia de una publicación imaginaria aunque inspirada en The New Yorker).El resto de películas será anunciado el jueves durante la tradicional rueda de prensa en París. Según los rumores, el italiano Nanni Moretti, Palma de Oro en 2001 por “La habitación del hijo”, podría regresar a Cannes con “Tre Piani”, así como Joel Coen, el mayor de los hermanos Coen, con “Macbeth”, en blanco y negro, rotagonizada por Denzel Washington. Jane Campion (“La lección de piano”), la única mujer premiada con la Palma de Oro de Cannes, figura también en los pronósticos, con “The Power Of The Dog”.

Al margen de la competición oficial, Cannes seguramente anunciará otros films de target comercial, como podría ser el último James Bond (“Sin tiempo para morir”, con Daniel Craig) o la película de superhéroes “Los eternos”, de la estadounidense Chloé Zhao, ganadora del último Oscar con “Nomadland”. Para la ciudad de la Costa Azul, el certamen representa 20% del volumen de negocios de los hoteles. Muchos sobrevivieron gracias a las ayudas del gobierno o bien se endeudaron. Pero por ahora la ocupación es baja.

Para julio, las reservas solo totalizan 25%. “Es una oportunidad inesperada para los cinéfilos, para quienes en tiempos normales es complicado venir, puesto que está todo lleno”, dijo Christine Welter, presidenta del sindicato hotelero de Cannes. “Tenemos dos estrellas disponibles a partir de 100 euros la noche, a dos pasos de La Croisette”, donde se celebra el certamen junto a la playa. Habitualmente, los precios llegan a cuadriplicarse durante el festival.

Dejá tu comentario