Empieza octubre y el teatro no da signos de retomar la actividad

Espectáculos

Carlos Rottemberg, poco optimista, habla de "confusión" y de que, en el mundo, cada vez que alguien abre después suele ir para atrás.

Con octubre encima, mes en que las salas teatrales esperaban reabrir con 50% de público según lo planteado en su protocolo al Gobierno porteño, no hubo aún respuestas oficiales. El estado de situación llevó a decir a los dueños de salas del off, empresarios teatrales y directivos de teatros oficiales, “No news”, que a la inversa del dicho no son buenas sino malas noticias para el sector. Este diario consultó ayer a varios referentes del teatro y todos aseguran estar a la espera a la respuesta del sector púbico, que aún sigue estudiando la propuesta de AADET del protocolo.

Carlos Rottemberg dijo a este diario: “Estoy comunicado con el mundo y cada vez que abren van para atrás. Lo nuestro es una muestra de otras actividades, que se van abriendo y retroceden en todo. Uno se va confundiendo, como están confundidos los médicos del mundo porque, en definitiva, todos sabemos racionalmente que hasta que no esté la vacuna lo que estamos haciendo es una gran farsa haciendo tiempo. Vamos y venimos. Madrid hoy va para atrás con los musicales y Barcelona está algo más positiva”.

En Barcelona hay optimismo por un buen arranque de temporada y aseguran que no ha habido un solo brote asociado al consumo cultural. Por caso, el Festival Grec de esa ciudad transcurre con normalidad con la habilitación de 75% del aforo. Sin embargo, una gran producción allí como “Billy Elliot” se pospuso aunque volvió “La jaula de las locas” y “Algo gracioso sucedió camino al foro” (conocida en España como “Golfus de Roma”), con canciones de Stephen Sondheim. En cambio, esta semana en Madrid han cancelado definitivamente el estreno de “Anastasia”, y postergaron hasta marzo “El rey León”. Una semana atrás, el Real de Madrid suspendió las representaciones de la ópera de Verdi “Un ballo in maschera” cuando espectadores de las localidades superiores (lo que se conoce vulgarmente como “el gallinero”) empezaron a protestar a viva voz por la falta de distanciamiento social.

Septiembre culmina con 3% de las funciones teatrales en el mundo, una ocupación de 26% de sus butacas nominales, siendo el mejor mes desde abril. A nivel mundial se continúan buscando fórmulas económicas para poner a la venta la cantidad de butacas en los teatros, con el fin de cumplir la actividad, y a la vez hacer sustentable la actividad. Aquí sigue la espera.

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario