ADRs argentinos treparon hasta 15% y el S&P Merval escaló casi 5% tras señal de Guzmán

Finanzas

Las acciones de IRSA, BBVA, IRSA Propiedades Comerciales, Galicia, y Macro anotaron subas de dos dígitos. En la bolsa local, el S&P Merval aumentó a 44.476 unidades. El mercado recibió con beneplácito el anuncio del Ministerio de Economía sobre su decisión de no solicitar asistencias del Banco Central en forma de Adelantos Transitorios en los últimos dos meses del año.

Las acciones argentinas se dispararon hasta casi 15% este lunes en Wall Street, con los papeles del sector financiero liderando el rebote, mientras que la bolsa porteña avanzó con fuerza por compras de oportunidad tras las fuertes bajas de la semana pasada, en una reacción positiva al anuncio del Ministro de Economía, Martín Guzmán, sobre su decisión de no solicitar asistencias del Banco Central en forma de Adelantos Transitorios en los últimos dos meses del año.

En un contexto global cauto, frente a los temores globales del avance del Covid-19 y la incertidumbre que despiertan las elecciones presidenciales en Estados Unidos, las principales subas de los ADRs argentinos las registraron IRSA (+14,6%); del Banco BBVA (+12,9%); de IRSA Propiedades comerciales (+11%); del Grupo Financiero Galicia (+10,9%), del Banco Macro (+10,5%), y de Corporación América (+8,7%).

rava 2 de noviembre.jpg

Por su parte, el indicador S&P Merval de Bolsas y Mercados Argentinos (BYMA) trepó un fuerte 4,8%, a 47.467,65 unidades, luego de acumular la semana pasada una merma del 13,7% y ganar en octubre un 9,8% ante coberturas con el dólar CCL por la devaluación del peso.

Entre las líderes, cerraron con fuertes avances los papeles de Grupo Financiero Galicia (+11,9%), del banco BBVA (+11,3%); y del Grupo Supervielle (+10,7%).

Para llevar más indicios de tranquilidad, el Ministerio de Economía reportó previo a la apertura de los mercados que el Tesoro no solicitará Adelantos Transitorios al BCRA, en momentos donde las miradas se centran en la fuerte presión cambiaria.

"El avance en el Merval coincide con los anuncios del Ministerio de Economía sobre que en los dos meses restantes del 2020 no se solicitará asistencia del Banco Central al Tesoro en forma de adelantos transitorios", consideró en su informe diario la consultora Rava Bursátil. Agregó que "esto, sumado a la cancelación de una parte de dicho concepto la semana pasada, son señales que le muestran al mercado la voluntad del gobierno de alcanzar la tan exigida consolidación fiscal".

Aunque éste haya sido un buen anuncio y tiene el objetivo de restaurar la confianza en la economía local y en la moneda local, en el mercado los operadores advirtieron que Economía no dijo nada respecto al giro de utilidades del BCRA al Tesoro, que es otra de las maneras de brindar asistencia financiera.

Al cierre de la semana pasada, la brecha cambiaria entre el oficial y el CCL perforó el 100%, ubicándose en torno a 95%. "Logrado parcialmente el objetivo oficial de corto plazo, resta analizar si por delante este esquema luce sostenible para continuar reduciendo la distancia entre el dólar oficial y sus paralelos", comentaron desde la consultora Invecq.

Mientras tanto, el mercado pone el foco en las conversaciones que lleva adelante el Gobierno con el Fondo Monetario Internacional (FMI) para renegociar un acuerdo de 2018 y por el que ya se recibieron unos 44.000 millones de dólares.

Por otro lado, en la víspera de la votación en Estados Unidos, los inversores se preparaban para la volatilidad del mercado a corto plazo y los cambios importantes en la política a largo plazo.

La victoria del republicano Donald Trump o del demócrata Joe Biden determinará la trayectoria de la política en las áreas de impuestos, gasto público, comercio y regulación. Biden lidera a Trump en las encuestas nacionales. Pero Trump mantiene la esperanza de asegurarse el respaldo de estados "indecisos" que podrían ser decisivos para determinar el resultado de la lucha de la Casa Blanca.

Riesgo país y bonos

En el segmento de renta fija, los principales bonos en dólares cerraron dispares, con mayoría de subas entre los nominados en moneda dura, y mayoría de bajas entre los cotizantes en pesos, después de sufrir caídas de más de 10% en octubre y con rendimientos que alcanzan, en algunos casos, al 17% como claro reflejo de la incertidumbre inversora.

Entre los primeros, se destacaron los avances del 1,6% del Global 2030 (GD30D) y del Bonar 2030 (AL30D). Entre los segundos, sobresalieron las caídas del 4,6% del Bonar 2029 (AL29); y del 1,5% del Global 2030 (GD30).

A su vez, los bonos en pesos se mostraron dispares, siendo el tramo CER el más favorecido y con ganancias de entre 0,1% y 1,4% en promedio, mientras que el tramo floater quedó más ofrecido y con bajas en torno a 0,5%.

Por su parte, las ledes se operaron con tasas en niveles del 35,5% en el tramo corto, del 39% en el tramo medio y del 42% en el tramo largo, mientras que la deuda soberana vinculada al dólar (dólar Linked) se operó en niveles de tasa de -4,7% y -1,9% de TNA para los vencimientos 2021 y 2022 respectivamente.

Por su parte, el riesgo país elaborado por el banco JP.Morgan cayó 1% a 1.467 puntos básicos, aún lejos de los 1.083 puntos de septiembre tras un canje de deuda con acreedores privados por unos u$s100.000 millones, pero más distanciado de los 1.503 puntos récord registrados el viernes.

Dejá tu comentario