Cuáles son las 2 estrategias recomendadas para inversores que ya tienen bonos en dólares

Finanzas

Los especialistas ven oportunidades de arbitraje para aquellos inversores expuestos al riesgo soberano, en función de la brecha de precios y los cupones.

A pesar de sus bajos precios, los bonos soberanos en dólares siguen recibiendo golpes a raíz de diversos factores como la incertidumbre en torno a muchos aspectos de la economía local como el acuerdo con el FMI, la lucha contra la inflación o la capacidad de sostener un nivel de reservas que permita reducir las presiones en el mercado cambiario. Aun en este complejo marco, los especialistas ven oportunidades de arbitraje para aquellos inversores que ya tienen parte de su cartera compuesta por estos títulos.

En lo que va de octubre los bonos en dólares registran caídas de hasta 5,6% y en 2021 acumulan pérdidas de hasta 12%, por lo cual el riesgo país se ubica en la zona de los 1.630 puntos básicos, cerca de alcanzar su nivel más alto desde marzo.

Javier Casabal, estratega de renta fija de AdCap, sostuvo en diálogo con Ámbito que bajo el actual escenario “es demasiado tarde para vender” teniendo en cuenta que los bonos están en precios de default y a la vez advirtió que “es demasiado temprano para mostrar interés en comprar”.

Por su parte, Tomás Ruiz Palacios, Estratega en Cohen, remarcó a este medio que son activos “que solo deberían ser incluidos en portafolios de inversión de perfil agresivo” y segmentó distintas perspectivas en función del plazo de cada bono. “ Para el largo plazo creemos que los precios de ingreso hoy difícilmente sean perdedores. Recién vemos riesgo de default para 2024. Considerando que los cupones a cobrar hasta tal fecha tienen una probabilidad de ocurrencia alta, los precios actuales ya resultan ganadores incluso con un default muy agresivo en 2024 ”, detalló.

Escenario default bonos en dolares Cohen
Fuente: Cohen

Fuente: Cohen

Sin embargo, el magíster en finanzas ve “que la relación riesgo/retorno de acá a seis meses es desfavorable debido a la contienda electoral y a la definición del acuerdo con el fondo”.

Para los inversores ya posicionados en títulos soberanos, todas las fuentes consultadas por este medio vislumbran oportunidades para arbitrar entre distintos bonos.

Casabal proyectó distintos escenarios que pueden modificar la estrategia de arbitraje en función de las expectativas de cada inversor. En un escenario en el cual las perspectivas no mejoran pero tampoco empeoran, el economista de AdCap cree que “los bonos a 2038 y 2041 serán los preferidos en función de sus cupones más atractivos, con ganancias de hasta 20% en dólares en el caso del 2038, tanto en el segmento de ley local (bonares) como en el de ley extranjera (globales)”.

Mientras tanto, para aquellos inversores que imaginen escenarios más binarios, en donde las perspectivas mejoran o empeoran sustancialmente, sugirió “bonos a 2035 por ser los de menor precio en dólares y los que tienen menos para caer en un escenario negativo, pero mucho más para subir, por su mayor duration, en un escenario positivo”.

Por su parte, Ruiz Palacios sugiere a "los que tengan Bonar 2030 (AL30) pasar al Bonar 2038 (AE38)". "Es un arbitraje que se puede realizar en pesos, sin necesidad de verse afectado por la regulación que obliga a pasar por bancos en caso de operar en dólares. Vemos que el monto recuperado por cupones de la inversión es superlativo en el AE38 en relación con el AL30: en 2023 devengará un interés corriente siete veces más alto, por ejemplo. Contemplando que la diferencia de precios actual no es amplia, es un buen momento para pasarse", profundizó.

Intereses bonos en dólares
Fuente: Cohen

Fuente: Cohen

Cabe recordar que hace 10 días la Comisión Nacional de Valores (CNV) estableció dos medidas con el objetivo de controlar la cotización de los tipos de cambio bursátiles. Por un lado, redujo a la mitad el monto máximo para comprar dólar MEP, una operación que se realiza mediante bonos bajo legislación local, fundamentalmente a través del AL30.

Paralelamente, la resolución de la entidad que conduce Adrián Cosentino bloqueó la posibilidad de adquirir dólares financieros con cualquier otro activo que no sean los bonos ley local e impidió transferirlos al exterior cuando se haya adquirido CCL o MEP con AL30. Esta decisión se tomó para restringir la realización del "rulo", una operación que consiste en comprar dólares en la bolsa a la cotización regulada ($177) y venderlo en otros segmentos donde no participa el BCRA, como el Senebi o en vía ADRs (en torno a $190).

Es por eso que, a pesar del atractivo del Bonar 2038 (AE38), un informe de Delphos Investment publicado esta semana recomendó buscar alternativas entre los globales. En ese sentido, teniendo en cuenta el precio actual de los bonos y descontando los pagos de interés anuales hasta 2024, la consultora en economía y finanzas ve el mayor atractivo en el Global 2035 (GD35) por su mayor atraso en comparación con sus pares.

Spread bonos Ley Extranjera AdCap

Si bien Ruiz Palacios coincidió en que las recientes restricciones para comprar dólares en la bolsa "provocaron un desacople relativo entre legislaciones al generar una caída mayor en los bonares", aclaró que "en las últimas ruedas ese castigo mermó y actualmente los spreads por legislación se encuentran cercanos a sus promedios históricos".

Spread bono 2030 Cohen
Fuente: Cohen

Fuente: Cohen

El trabajo de Delphos resaltó también que en términos de paridad (porcentaje del valor del Bono que voy a obtener, en relación al 100% de valor nominal o principal) el GD35 también se posiciona como la mejor opción y agregó que “por tratarse de un bono bajo legislación extranjera tiene un mayor crecimiento potencial en caso de repetirse otro escenario de euforia como el pre-PASO o ante un hipotético acuerdo con el FMI”.

En resumen, el mercado no es demasiado optimista respecto del futuro de los bonos soberanos en dólares teniendo en cuenta la cantidad de desequilibrios macroeconómicos a corregir a nivel local, a lo cual se le suma incertidumbre en el plano política y un clima de aversión al riesgo a nivel internacional. Sin embargo, los expertos aclaran que esto depende de las expectativas de cada agente y que existen un par de oportunidades atractivas de arbitraje dentro de la curva de títulos. El posicionamiento en GD35 y/o en AE38 parecen ser las alternativas más recomendadas.

Dejá tu comentario