Acciones y bonos profundizaron pérdidas ante la incertidumbre por la crisis política

Finanzas

El índice S&P Merval de Bolsas y Mercados Argentinos (BYMA) retrocedió un 1,5%, a 78.512,09 puntos, mientras que los bonos en dólares cerraron con bajas de hasta casi 2%. Ocurrió ante la marcada prudencia inversora producto de las fuertes tensiones en la coalición de Gobierno, luego de la dura derrota en las PASO.

Las acciones y los bonos argentinos profundizaron su tendencia a la baja este viernes dada la marcada incertidumbre inversora, producto de las fuertes tensiones en la interna de la coalición de Gobierno luego de la dura derrota sufrida el domingo en las elecciones primarias legislativas.

Tras el resultado adverso, varios ministros del ala dura del peronismo pusieron a disposición sus renuncias que, según fuentes oficiales, todavía no fueron aceptadas, en medio de crecientes enfrentamientos entre el presidente Alberto Fernández y su vice, Cristina Kirchner.

Bajo este panorama de máxima cautela y a la espera novedades desde el frente político este fin de semana, el índice S&P Merval de Bolsas y Mercados Argentinos (BYMA) retrocedió este viernes un 1,5%, a 78.512 puntos, tras un inicio levemente alcista.

En el panel líder, las bajas fueron encabezadas por los papeles de Cresud (-3,9%); BYMA (-3,3%); e YPF (-2,9%). En sentido contrario, las acciones de Transportadora de Gas del Norte (+4,4%); Transener (+4%); y Loma Negra (+1,7%).

El volumen operado en acciones cayó por segundo día consecutivo (-16%) y terminó en $1.345,3 millones, el más bajo en casi dos semanas. Y lo que es peor, apenas representó el 35% del total negociado en renta variable, ante una clara dolarización de carteras vía Cedears.

En Wall Street, por su parte, los ADRs de empresas argentinas cerraron con mayoría de descensos, en una jornada en la que Ternium lideró ese lote con un retroceso de 8,1%. Al podio de los papeles más castigados en el día se subieron Cresud (-5,1%); y Telecom (-5,1%). Entre las pocas subas de la rueda, se destacaron los activos de Banco Macro (+1,2%).

El oficialismo busca ahora un camino para revertir el malhumor de la población, entre ampliar las políticas populistas o buscar un enfoque moderado para atraer votantes de clase media que apoyaron a la oposición.

"El mercado ve con mucha incertidumbre todos estos acontecimientos políticos, donde naturalmente el rumbo que adopte el Gobierno (básicamente, romper o no la alianza con Cristina Kirchner) afectará a las variables macro", señaló Roberto Geretto, economista de Fundcorp. "Así, se tiene un mercado en modo 'risk-off' que se traduce en mayor demanda de dólar futuro, a nivel minorista mayor demanda de dólar blue, con bonos y acciones que estuvieron lejos de concretar un 'rally post-PASO'", agregó.

Otro operador describió la coyuntura bursátil: "En lo que se suponía iba a ser una semana más que positiva para las acciones, la crisis que se desató en el oficialismo determinó todo lo contrario. La virtual pelea entre el presidente y la vicepresidenta determina un grado de incertidumbre incompatible con mercados de riesgo. A esta altura, más temprano que tarde, se suponen cambios en el gabinete. En consecuencia, cabría esperar prudencia y mayores plazos para un eventual acuerdo con el FMI, que ahora está en duda".

En lo que respecta al balance semanal, el panel líder acumuló un avance del 3,5%, como consecuencia del fuerte avance del lunes cuando el mercado celebró la victoria de la oposición en las PASO (trepó 5,5%). Ese día, el referencial líder anotó un nivel récord histórico en pesos de 83.923,24 puntos.

En ese marco, las acciones que más sobresalieron en la semana fueron Transener (+28,2%); Central Puerto (+26,4%); y Transportadora de Gas del Norte (+20,1%).

Bonos y Riesgo País

En el segmento de renta fija, los bonos en dólares cerraron con bajas de hasta casi 2%, ya que los ruidos dentro del oficialismo, detonados tras el duro resultado que dejó las PASO, abren un escenario cuyo alcance e implicancias resultan aún desconocidos. Las caídas fueron lideradas por el Global 2046 (-1,9%) y el Global 2030 (-1,1%). Sin embargo, los títulos en moneda dura acumularon en la semana subas promedio de 1,5% en toda la curva, tras el salto del lunes.

Por su parte, el Riesgo País argentino elaborado por el banco JP.Morgan repuntó 1,1% a 1.512 unidades, tras caer a menos de 1.440 puntos el lunes, luego de conocerse el resultado electoral. Así, a lo largo de la semana acumuló una baja del 1,7%.

En lo que respecta al mercado de pesos, los bonos que ajustan por CER volvieron a caer, y en algunos casos anotaron bajas de hasta 1,1% (TC23). Acumularon en la semana pérdidas promedio de 1,5%, luego de que que el dato de inflación de agosto se ubicara en 2,5%, por debajo del 2,85% esperado, mientras que los inversores redujeron exposición al mercado de pesos buscando cobertura de tipo de cambio, o directamente, vía CCL, explican en el mercado.

Por el contrario, dada la incertidumbre política, los inversores aceleraron la demanda de los títulos dólar linked, que treparon hasta 1,2%, ante búsqueda de cobertura cambiaria.

Dejá tu comentario