S&P Merval borró suba y cerró plano; bonos CER treparon hasta 1,7%

Finanzas

Pese a la suba global, el índice líder de BYMA cerró sin cambios, en una jornada con dinámica volátil. En renta fija, los bonos nominados en dólares terminaron con mayoría de bajas, mientras que los títulos en pesos que ajustan por inflación anotaron alzas generalizadas.

Sin poder aprovechar el mayor apetito por el riesgo que predominó en el mundo, los activos argentinos cerraron con altibajos este jueves, en un contexto de prudencia inversora tras la caída electoral del Gobierno en las legislativas abiertas (PASO), que produjo el compromiso oficial de una serie de medidas para ayudar a crecer el poder adquisitivo.

El índice accionario S&P Merval de Bolsas y Mercados Argentinos (BYMA) cerró sin cambios en 74.743,42 puntos, luego de dos subas consecutivas, luego de alcanzar la semana pasada un nivel récord de 83.923,24 puntos como reflejo de la derrota del oficialismo en las PASO.

Los avances más salientes del día fueron protagonizados por las acciones de Aluar (+4%); Grupo Financiero Valores (+3,2%); y Cresud (+2,6%). Por el contrario, los mayores retrocesos de la jornada fueron encabezados por los papeles de Edenor (-3,6%); Cablevisión (-1,7%); y Transportadora de Gas del Sur (-1,6%).

El volumen operado en acciones cayó 13% a $1.194,1 millones, apenas un 25% del total negociado en renta variable. Es que los Cedears vienen ganando participación día a día, dada la mayor dolarización de carteras ante la incertidumbre local: el monto de los papales que representan a acciones del mercado exterior trepó un 34% a $3.740,5 millones, el más alto del mes.

En Wall Street, por su parte, los ADRs de empresas argentinas culminaron con mayoría de bajas, que fueron lideradas por Transportadora Gas del Sur (-3,7%); Edenor (-2,3%); y Central Puerto (-1,6%). En cambio, las principales subas de la rueda las anotaron Despegar (+4%); Tenaris (+2,8%); y Globant (+2,1%).

"Evidentemente al mercado le falta fuerza por la crisis política en la que quedó sometido el Gobierno, pero aparecen precios tentadores en acciones y bonos. La liquidez es reducida, por eso los altibajos que tenemos los últimos días", dijo un analista de la banca extranjera.

A pesar del repunte del tono desde Wall Street, los activos domésticos siguieron respondiendo con selectividad y cautela. "Continúan pesando entre los operadores los nuevos anuncios económicos de esta etapa electoral, donde el oficialismo se focaliza en mejorar el duro resultado de las PASO, en especial por sus implicancias económicas a futuro", señaló un economista.

Mientras tanto, los mercados externos mejoraron por una menor aversión al riesgo al diluir el temor a la insolvencia del gigante chino Evergrande (gobierno chino instó a la compañía a cumplir con el pago de intereses de sus bonos y a completar las propiedades sin terminar). Además, los inversores parecieron aliviados por la postura de la Reserva Federal de reducir los estímulos y subir las tasas de interés. El Promedio Industrial Dow Jones subió 506,5 puntos, o 1,48%, a 34.764 unidades, el S&P 500 ganó 53,34 puntos, o 1,21%, a 4.448,98 puntos, y el Nasdaq Composite añadió 155,40 puntos, o 1,04%, a 15.052 unidades.

"La expectativa de ver una Fed más ´hawkish´ a partir de finales de este año impulsó el empinamiento de la curva soberana. El spread entre la tasa a 2M y 10Y cerró en 139 bps alcanzando un máximo desde principios de julio. Sin embargo, los datos de empleo generaron algunas dudas. Los beneficios por desempleo se ubicaron por encima de lo esperado y tocaron su nivel más alto en un mes (351K vs 320K est.). Lo más significativo fue el aumento de los reclamos continuos hasta 2.8M", detallaron desde Porfolio Personal Inversiones. Próximos pasos: el mercado espera el siguiente informe de empleo a principios de octubre. "Si es razonablemente bueno sentaría las bases para el comienzo del tapering´ en noviembre", comentan en el mercado.

Por otro lado, los inversores locales se preparan para reacomodar sus negocios a un reciente comunicado de BYMA, el que dispone que a partir del 4 de octubre habrá compras mínimas para acciones del panel general con la idea de evitar fluctuaciones desordenadas.

Bonos y Riesgo País

En el segmento de renta fija, los bonos nominados en dólares cerraron con mayoría de bajas en la bolsa porteña, extendiendo su racha negativa. En Nueva York, en tanto, los títulos argentinos comenzaron tomadores, para finalizar la rueda con los bonos cortos cayendo, y los más largos subiendo.

En ese marco, el Riesgo País argentino medido por el banco JP.Morgan, cayó 0,9%, a 1.598 puntos básicos, luego de 5 subas consecutivas.

A su vez, los títulos en pesos que ajustan por CER (inflación) anotaron subas generalizadas, en algunos casos, de hasta el 1,7%, como el Boncer 2024, y el Boncer 2026.

Por último, la deuda soberana dólar linked operó dispar, con subas de 0,4% para el T2V1 y 0,5% para el TV22, una caída de 0,3% en el caso del T2V2, mientras quedó sin cambios el TV23.

Dejá tu comentario