BP suspendió los trabajos en el Golfo de México por tiempo indeterminado

Mundo

La aproximación de la tormenta tropical Bonnie obligó a BP a suspender los trabajos por contener el derrame de crudo en el Golfo de México, y a retirar embarcaciones y empleados de la zona por seguridad.

Dos plataformas dejaron de perforar los pozos de alivio con los que se pretende frenar la fuga y estaban listas para ser retiradas de la trayectoria de la tormenta en el área del derrame.

La tormenta Bonnie se debilitó a una depresión tropical mientras avanzaba sobre Florida el viernes, pero llevaría lluvias y altas mareas a la zona del derrame el sábado.

Muchos trabajadores no esenciales abandonaron el área del derrame y funcionarios dijeron que plataformas marítimas de perforación serían retiradas del lugar el viernes por dos días.

Barcos encargados de recolectar información sísmica y acústica sobre el pozo dañado y aquellos que operan robots submarinos serán los últimos en abandonar el lugar y podrían permanecer ahí si la marea no se agita mucho, dijeron funcionarios.

"Si tenemos que evacuar la zona quizá tengamos un tiempo muy limitado, probablemente 48 horas", dijo Thad Allen, encargado del Gobierno para supervisar las labores de limpieza del derrame.

BP logró contener el derrame la semana pasada con la instalación de una cúpula de contención, cortando el flujo por primera vez desde abril, cuando la explosión de una plataforma mató a 11 trabajadores y virtió millones de litros de crudo en el mar, afectando las industrias de turismo y pesca del Golfo.

La evacuación podría correr el plazo fijado por BP, de mediados de agosto a fines de ese mes, para poner en marcha una solución permanente al derrame. Pero el pozo dañado seguiría tapado incluso si la evacuación obliga a una detención temporal de los trabajos.

La evacuación también podría postergar otra potencial solución a la fuga, el lanzamiento de la operación "static kill" para inyectar lodo pesado y posiblemente cemento para obturar el pozo dañado.

BP dijo que estaba cerrando la producción en las ocho plataformas que opera en el Golfo de México en preparación para la evacuación total de sus trabajadores.

El Gobierno de Estados Unidos dijo que un 28,3 por ciento de la producción de petróleo y un 10,4 por ciento de la de gas natural en el Golfo de México fue reducida previo al paso de la tormenta que se mueve rápidamente.

El Centro Nacional de Huracanes informó que Bonnie podría fortalecerse nuevamente, por el momento tiene una trayectoria que la llevaría hacia el lugar del derrame antes de alcanzar la costa estadounidense del Golfo de México el domingo.

Allen dijo que la tormenta traería beneficios y desventajas para los esfuerzos de contención del derrame. Las agitadas mareas ayudarían a desintegrar el petróleo más rápidamente, pero los fuertes vientos y oleajes podrían conducirlo hacia los frágiles pantanos y áreas costeras.

Los esfuerzos de la petrolera por contener el derrame han sido seguidos de cerca por los inversores, debido a que los costos finales podrían depender de cuánto crudo se haya vertido en el Golfo de México.

Dejá tu comentario