Gobierno pakistaní asegura que Bhutto murió de un golpe en la cabeza

Mundo

Islamabad (AFP).- La ex primera ministra y líder de la oposición pakistaní, Benazir Bhutto, murió al golpearse contra el techo de su vehículo en el momento del atentado suicida y su cadáver no presentaba heridas de balas o restos de esquirlas, informó ayer el ministerio del Interior pakistaní.

El portavoz del ministerio, Javed Cheema, aseguró que la política falleció como consecuencia de una herida en la cabeza producida cuando chocó contra el techo del vehículo al intentar refugiarse en el interior del automóvil en el momento de la fuerte explosión.

"Se golpeó con una palanca cerca del oído derecho y se fracturó el cráneo. No se encontraron heridas de bala o de esquirla", aseguró.

El responsable aseguró además que los servicios de inteligencia interceptaron ayer una llamada de un hombre que podría ser uno de los líderes de Al-Qaeda en Pakistán, Baitullah Mehsud, que felicitaba a un militante tras la muerte de Bhutto.

Según Cheema, hay "pruebas irrefutables de que Al-Qaeda, sus redes y sus secuaces están intentado desestabilizar Pakistán".

Más temprano, un vocero de la red Al Qaeda reivindicó el atentado en el que fue muerta la ex primera ministra de Pakistán Benazir Bhutto, en una comunicación telefónica con un diario de Asia, reportada por el periódico en su sitio de Internet.

El llamado, siempre según la misma fuente, fue realizado por el jefe de operaciones de Al-Qaeda en Afganistán, Mustafa Abu al-Yazid.

El vocero de Al-Qaeda dijo que en el atentado participaron milicianos de la región de Punjab y asociados al grupo Lashkar-i-Jhangvi, vinculado a la red que conduce Osama Bin Laden.

"Esta es nuestra primera gran victoria contra ellos, que se han puesto de parte de los infieles en la lucha contra Al-Qaeda y declararon la guerra a los mujaidines", agregó.

Dejá tu comentario