India eligió para presidente a una mujer por primera vez en su historia

Mundo

Nueva Delhi, (AFP) -Pratibha Patil fue elegida ayer presidenta de India, convirtiéndose así en la primera mujer que llega a la jefatura del Estado de este país en sus seis décadas de independencia.

La abogada, de 72 años de edad, logró una confortable victoria frente a su contrincante de 84 años, el vicepresidente Bhairon Singh Shekhawat, que le permitió hacerse con un cargo cuyo carácter es, ante todo, ceremonial y honorífico.

"Declaro que Pratibha Devising Patil ha sido debidamente elegida para el cargo de presidenta de India", dijo el escrutador P.D.T. Achary.

Patil, nativa del estado de Maharashtra, en el oeste del país, derrotó a Shekhawat por un amplio margen, y logró un 66% de los votos según el colegio electoral, dijo Achary.

El ministro de Asuntos Parlamentarios, P.R. Dasmunsi, afirmó que la victoria de Patil fue "masiva... masiva... masiva".

Una muchedumbre se congregó ante la residencia de la nueva presidenta en Nueva Delhi y muchas personas expresaron su júbilo danzando en las calles de Jalgaon, pueblo natal de la mandataria.

Sonia Gandhi, presidenta del Partido del Congreso, en el poder, sacó a Patil de una relativa oscuridad para esta elección, al considerar que su llegada al puesto ayudaría a luchar en favor de la igualdad de los sexos y constituiría un "momento histórico".
Sin embargo, durante la campaña Patil fue acusada de proteger a su hermano sospechoso de asesinato y a su marido, involucrado en un escándalo por un suicidio.

La contienda presidencial fue catalogada por analistas como una de las más virulentas en la historia postcolonial de India.

También hubo acusaciones de nepotismo y de participación en una gran cantidad de estafas.

Patil, una mujer recatada que suele vestirse con un sari que le cubre el cabello, ha negado las acusaciones.

Además, Patil ha sido objeto de burlas tras declarar en televisión que un gurú fallecido le dio a conocer una "premonición divina" que le anunciaba una gran "responsabilidad".

La principal revista de noticias de India, India Today, incluyó una imagen de la mandataria en su portada con el título "elección vergonzosa".

El Congreso de India rechazó la solicitud del jefe de Estado saliente, el popular Abdul Kalam, de postularse a un segundo mandato de cinco años, porque, según los analistas, prefería a un candidato de mayor lealtad al partido.

Kalam se convirtió en un héroe nacional al supervisar con éxito los ensayos nucleares de India llevados a cabo en 1998, que convirtieron al país en una potencia en la materia, y recibió el apodo de "Presidente del pueblo" por su estilo populista.

Según la Constitución de la India, el primer ministro tiene el poder ejecutivo, aunque el presidente participa en la formación del gobierno a nivel estatal y federal, lo que hace que el puesto sea muy codiciable.

Dejá tu comentario