Polémica en España por una nota a terrorista de ETA

Mundo

Madrid (EFE, AFP, Reuters, ANSA) - Luego de la multitudinaria manifestación del fin de semana en contra de la negociación del gobierno con ETA, España amaneció con una fuerte polémica luego de que el diario londinense «The Times» publicara una nota y varias fotografías del terrorista de la banda separatista vasca, Juan Ignacio de Juana Chaos, culpado de 25 asesinatos. El episodio transcurre en momentos en que continúan aumentando las rivalidades entre el Partido Socialista de José Luis Rodríguez Zapatero y el Partido Popular.

La Dirección General de Instituciones Penitenciarias dijo que durante su estancia en el hospital 12 de Octubre de Madrid, donde está internado desde el pasado 24 de noviembre como consecuencia de la huelga de hambre que mantiene desde hace más de 90 días, el recluso sólo recibió la visita de su compañera sentimental, de sus abogados y de un grupo de escritores y músicos vascos.

  • Auténtica

    Las fuentes consultadas señalaron que en esa unidad sólo hay personal médico y policías, y admitieron que la fotografía de De Juana sujeto a la cama y con la sonda nasogástrica que sirve para alimentarlo es «auténtica» y «muy reciente».

    Añadieron también que ningún medio de comunicación recibió autorización para entrevistar al preso etarra, que según «The Times» respondió por escrito a las preguntas del periódico. José Ignacio de Juana Chaos, de 51 años, es considerado uno de los « históricos» de ETA, que formó parte del «comando Madrid» de la banda terrorista en los años 80 y fue condenado a 3.000 años de cárcel por el asesinato de 25 personas en diversos atentados.

    El etarra esperaba salir de la cárcel el pasado mes de agosto después de cumplir sólo 18 años de condena, debido a que se le aplicó el antiguo Código Penal, que databa de 1973 y que establecía una estancia máxima en la cárcel de 30 años y la posibilidad de redimir la pena, con independencia del crimen cometido.

    Su eventual puesta en libertad quedó en suspenso el pasado mes de noviembre al ser condenado a otros 12 años de cárcel por dos artículos de prensa en los que los jueces vieron un delito de amenaza terrorista. En respuesta, inició una huelga de hambre el 7 de noviembre, que 17 días después lo llevó a ser internado en un hospital de Madrid, cuyosresponsables médicos advirtieron ahora que tiene un «alto riesgo de morir» o padecer «secuelas irreversibles».

    La jornada de ayer registró de nuevo un cruce de reproches entre el gobierno de Zapatero y representantes del PP, que encabeza Mariano Rajoy. Las acusaciones giran en torno a la manifestación del pasado sábado para pedir al Ejecutivo que no negocie con ETA y a la detención, el domingo, de 18 miembros del grupos del entorno etarra, que tras desaparecer después de una orden de detención, se entregaron a la Policía Autónoma vasca (Ertzaintza) en un mitin.

  • Convocantes

    La manifestación del sábado, en el centro de Madrid, fue convocada por el Foro de Ermua, una asociación de rechazo a la banda terrorista, y en ella participó toda la cúpula política del PP, que no secundó la celebrada el pasado 13 de enero tras el atentado contra la Terminal 4 del aeropuerto de Barajas por entender que en sus lemas no se descartaba el diálogo.

    El gobierno acusó al PP de convertir la marcha del sábado en una manifestación no contra ETA, sino contra el Ejecutivo, y de intentar apoderarse de los símbolos nacionales como la bandera y el himno nacional.

    El ministro de Justicia, Juan Fernando López Aguilar, consideró que al PP «se le nota demasiado que le preocupa muchísimo más crispar a la sociedad española en contra del gobierno» que acabar con ETA.

    López Aguilar respondió de ese modo al ser preguntado por las críticas del secretario general del PP, Angel Acebes, quien acusó ayer de « ineficacia» al gobierno por permitir que 18 miembros de la organización juvenil Segi, huidos de la Justicia, hicieran un «ejercicio de burla», en alusión a la concentración que protagonizaron en un frontón de Bilbao, antes de entregarse. El secretario de Organización del PSOE, José Blanco, acusó también al PP de « hipócrita» y «caradura» por su postura en la lucha antiterrorista.
  • Dejá tu comentario