Una oleada de reformas

Mundo

La convocatoria al VI Congreso del Partido Comunista Cubano (PCC) y la conmutación de la pena de muerte a un grupo de condenados son el último capítulo de una serie de reformas que viene aplicando Raúl Castro desde que asumió la presidencia hace dos meses, tras 19 meses de interinato por la enfermedad de su hermano Fidel. Estas son las principales medidas adoptadas hasta el momento:

  • El 21 de marzo autorizó la venta libre en divisas, a partir del 1 de abril, de computadoras, DVD, microondas y otros aparatos eléctricos, cuya comercialización fue restringida a raíz de la crisis energética que enfrentó la isla en 2003.

  • En otro hecho destacado, el 28 de marzo permitió a los cubanos comprar líneas de telefonía celular en divisas a partir del 14 de abril.

  • Los hoteles, reservados para extranjeros desde que comenzó el desarrollo acelerado del turismo internacional en 1993, abrieron sus puertas a los cubanos en iguales condiciones, esto es contra el pago en divisas, a partir del 30 de marzo. También se les levantó la prohibición de alquilar autos.

  • El gobierno decretó el 27 de abril un alza de hasta 20% de las jubilaciones y los pagos de la seguridad social a familias de menores recursos, un beneficio que desde mayo alcanzará a más de dos millones de cubanos. Además aprobó un aumento salarial de hasta 55% para los trabajadores judiciales.

  • También se introdujeron reformas en la agricultura, al elevarse la producción de alimentos a la categoría de «asunto de máxima seguridad nacional» y «tarea principal del PCC». Creación de delegaciones municipales de Agricultura, entregas masiva de tierras ociosas, mejores precios a los productores de leche, tubérculos, hortalizas, café y tabaco, venta de instrumentos y ropa de labor, y concesión de créditos, fueron algunas de las medidas. Las reformas prevén nuevas formas de comercialización de los productos agrícolas a fin de reducir la participación de intermediarios y el cierre de las que son ineficientes.
  • Dejá tu comentario