Turismo pospandemia: ¿de qué lado queremos estar?

Opiniones

La industria del turismo está sufriendo y sufrirá por un tiempo largo. Sin dudas vamos hacia un mercado más pequeño y, como en todo gran cambio, habrá ganadores y perdedores.

El mundo del turismo está sufriendo y sufrirá por un tiempo largo. Lo que conocíamos ya no existe y el mercado se enfrentara a un nuevo universo cuyas reglas recién hoy están siendo escritas. No solo habrá menos turistas por el miedo a viajar, sino que habrá menor capacidad para operar tanto en las aerolíneas como en los hoteles. Todos los participantes del mercado se adaptarán para cumplir con los protocolos de seguridad lo cual implicara una reducción de la capacidad instalada tanto para operar hoteles como aerolíneas.

Sin dudas vamos hacia un mercado más pequeño y, como en todo gran cambio, habrá ganadores y perdedores. La pregunta será, ¿de qué lado queremos estar?

La nueva normalidad involucrara un mercado más pequeño, pero con los mismos actores del pasado. Por una lógica de oferta y demanda, los precios deberían readecuarse y la oferta achicarse. En este escenario deberemos repensar nuestro negocio y plantearnos 2 cuestiones básicas:

¿Estamos agregando valor en el mercado?

Si no agregamos valor ni tenemos nada distinto, nos acercamos más a un commodity y deberemos pelear por precio y volumen donde nuestro foco estará puesto en la eficiencia de costos y en el servicio que brindemos.

La clave será poder resistir, reinventarnos, prepararnos para el futuro y sobre todo comprender que venimos a sumar para enfocarnos en lo que hacemos mejor y tenemos nuestras capacidades mejor desarrolladas.

En esa dinámica deberemos pensar que valor agregado estamos trayendo al consumidor y enfocarnos en lo que mejor sabemos hacer que el mercado valora.

¿Cómo podemos ser más eficientes?

En este caso plantearnos cómo podemos hacer más con menos recursos. Para esto deberemos abrazar definitivamente la tecnología, convertirnos digitalmente y caminar un sendero en el cual la prioridad sea estandarizar cuestiones operativas para liberar tiempo no valioso en pos de hacer crecer el negocio. A ello deberemos sumarle la medición y registración para la generación de información con el fin de comprender cuál es el 20% de mis actividades que mueven el 80% de mis resultados. Enfocarnos en ese 20% que hace la diferencia será la clave para tener una empresa eficiente y, sobre todo, enfocada en lo que genera resultados.

En las crisis siempre hay oportunidades y está en cada uno entender dónde estamos y a donde queremos llegar. Probablemente el mercado vaya a ser más chico en el corto plazo aunque, seguramente, volvamos a volúmenes pre pandemia en el mediano plazo.

La clave será poder resistir, reinventarnos, prepararnos para el futuro y sobre todo comprender que venimos a sumar para enfocarnos en lo que hacemos mejor y tenemos nuestras capacidades mejor desarrolladas.

Entendiendo que la recuperación será larga y no ocurrirá de la noche a la mañana, deberemos prepararnos para tener empresas más eficientes y enfocadas a fin de aprovechar la recuperación en un mercado más competitivo, pero, probablemente, con menores jugadores.

¿De qué lado queremos estar?

(*) Gerente de Márketing Club Med Argentina

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario