Suben las tasas en EEUU: qué efectos tendrá sobre acciones y bonos

Opiniones

La inyección de liquidez fue la que propició la gran suba en el mercado de acciones, aunque ahora la situación es totalmente distinta. El mercado de bonos ya se está anticipando a lo que puede llegar a pasar. Es por eso que los inversores de acciones tienen que ser muy cautos.

Las tasas de interés de los EEUU se despertaron y las alarmas en el mercado se encendieron. Quedate que te cuento los motivos y te explico qué puede pasar si la tendencia se acelera.

Los precios de los bonos americanos están sufriendo caídas por temor a la inflación. La contracara de esto es que las tasas implícitas comenzaron a subir.

Veamos el gráfico de la tasa de EEUU a 10 años:

tasas bogiano.jpg

En plena crisis del Covid, la tasa se acercó a 0 y ahora la situación parece que está cambiando. A principios de 2021 escaló fuerte y, luego de una desaceleración reciente, retomó su sendero alcista.

Reserva Federal

La Reserva Federal sigue de cerca los indicadores económicos para saber cuándo podría comenzar a endurecer la política monetaria.

Es sabido que en noviembre se comenzará con el llamado tapering (la progresiva desaceleración de inyección monetaria). La Fed, actualmente, realiza compras de bonos por u$s120.000 millones mensuales y dicha cifra se irá reduciendo, aunque aún no se sabe en cuánto tiempo.

El mercado, que busca anticiparse, ya está en modo vendedor de bonos, sabiendo que del otro lado del mostrador desaparecerá, lentamente, el jugador más importante. Dicho efecto es el condimento para que la tasa se prepare para una escalada considerable. Lo que vimos estos días puede ser tan solo el comienzo.

Petróleo e inflación

La Fed tampoco puede obviar la crisis energética que el mundo atraviesa. Comenzar a dejar de ser “dovish(política laxa, tasas bajas) para ponerse en modo “hawkish” (política restrictiva, suba de tasas) es un desafío mayor en medio de este conflicto.

Esto se debe a los efectos que genera la suba del petróleo en la economía, que ya pasó de los u$s62 a u$s79 en poco más de dos meses. ¿Por qué afecta esta suba? Porque el petróleo es un insumo fundamental en la economía y, si aumenta, se encarecen los costos y pone presiones alcistas sobre la inflación.

Miren la correlación que tienen la inflación de EEUU (eje izquierdo) y el precio del petróleo (eje derecho):

tasas bogiano 2.jpg

Entonces, la Fed se encuentra en una encrucijada de difícil salida. Mientras la inflación siga en ascenso, las presiones para una suba de tasas no cesarán. Y esa suba podría agravar la situación, dificultando aún más la recuperación económica.

Acciones

Es sabido que una suba de tasas no le es amigable al mercado de acciones, especialmente a las tecnológicas. ¿Por qué se da esto?

Las empresas se valúan no por lo que generan ni generaron, sino por su expectativa futura. Es por eso que se proyectan flujos a futuro y se los descuenta para llegar a un precio determinado. Al subir la tasa, el descuento es mayor, por lo que influye negativamente en el precio.

Este efecto se ve más claramente en las empresas de crecimiento (growth), ya que su principal valor deriva de los flujos futuros. Distinto es el caso de las empresas de valor (value), que sufrirían en menor medida ante una suba de tasas.

Otro factor a tener en cuenta para evaluar las posibles consecuencias en las acciones es el atractivo que comienzan a tener los bonos. Estos, al sufrir caídas, comienzan a tener rendimientos mayores, por lo que desincentiva seguir apostando a las acciones.

Si la tasa de interés llega a los niveles del 2018, en donde llegó al 3%, la situación sería muy distinta a la actual. Y esos valores no son para nada descabellados teniendo en cuenta la inflación que hay en EEUU (la mayor en los últimos 13 años) y el tapering. Rendimientos del 3% volcarían inversores al mercado de bonos (mercado seguro), saliendo del riesgo equity (mercado incierto).

Conclusión

La inyección de liquidez fue la que propició la gran suba en el mercado de acciones, aunque ahora la situación es totalmente distinta.

La suba de la inflación no es para desestimar y habrá que estar atentos a la postura que tome la Fed en cuanto a los estímulos y la tasa.

El mercado de bonos ya se está anticipando a lo que puede llegar a pasar. Es por eso que los inversores de acciones tienen que ser muy cautos.

En este momento es de alto riesgo estar posicionados en acciones tecnológicas y especialmente en bonos. Del riesgo en el mercado de deuda mundial he hablado infinidad de veces. Tener bonos en un portafolio de inversión hoy es de máximo riesgo y podrían sufrir, en el futuro, pérdidas muy grandes.

Para terminar, te quiero invitar a descargarte gratis un informe que preparé para que puedas enfrentar la próxima crisis y sepas cómo ganarle al mercado. Honestamente creo que te va a servir muchísimo, no tiene desperdicio. Lo podés descargar en este link de Carta Financiera.

Dejá tu comentario