Alberto Fernández dicta conciliación obligatoria para la cuarentena en el AMBA

Política

Recibe hoy en Olivos a Larreta y Kicillof en medio de la suba de casos en el Área Metropolitana de Buenos Aires. La política de los "hechos consumados" (CABA) vs. "regreso a fase 1" (Provincia).

Alberto Fernández bajará el martillo en la mediación que mantendrán hoy el gobernador bonaerense, Axel Kicillof, y el jefe de Gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta, en la quinta de Olivos para evaluar de qué forma continuará la cuarentena en el Área Metropolitana de Buenos Aires (AMBA) más allá del 28 de junio, cuando caduca el plazo vigente para el aislamiento social preventivo y obligatorio.

El Presidente deberá definir el nuevo formato de aislamiento social preventivo y obligatorio en el AMBA ante dos visiones contrapuestas de la pandemia. Larreta no cree en el regreso estricto a fase 1 por dos motivos: la sociedad ya excedió la rigidez de la cuarentena y circula de manera autónoma. Al igual que el virus. La circulación comunitaria del Covid-19 ya no se detendrá con la proclamación de un endurecimiento del aislamiento más allá de la voluntad de los gobernantes.

Pero mientras los contagios se amesetan en la Ciudad de Buenos Aires, crecen en el conurbano bonaerense. Por eso Kicillof es partidario de endurecer el aislamiento. La semana pasada se creó una sala de situación AMBA integrada por los Ministerios de Salud y Transporte de las tres jurisdicciones. Aún no hay un índice homogéneo que refleje un diagnóstico común del AMBA más allá del aumento de controles policiales para acceder al transporte público y la depuración de los permisos de circulación reservados a trabajadores esenciales.

En este contexto, y con foco en la evolución de los contagios y la ocupación de la capacidad sanitaria, Nación, Ciudad y Provincia definirán una estrategia en común a partir de las 12:30 cuando se reúnan en la quinta de Olivos. Según confirmó el propio jefe de Estado, en la reunión de hoy ya podría surgir una decisión, que en última instancia la tomará Fernández pero requerirá necesariamente del acuerdo político de Kicillof y Larreta, ya que ellos tendrán la tarea del ajuste fino de las medidas en sus respectivos distritos.

Una de las opciones que está sobre la mesa es el retorno a la fase 1 de la cuarentena, teniendo en cuenta que el nivel de ocupación de camas de terapia intensiva en el AMBA creció aceleradamente en los últimos días. El dato más preocupante viene del conurbano, donde el porcentaje de ocupación de camas ya alcanza el 60%.

Kicillof y Rodríguez Larreta lograron limar las asperezas que se habían generado en las semanas previas por diferencias de criterio en torno a la dureza de las medidas, y trabajan en conjunto para endurecer las condiciones de la cuarentena en caso de que en las próximas horas siga creciendo la circulación comunitaria. Una muestra del entendimiento entre ambos fue el anuncio conjunto de que se aplicará un indicador estadístico unificado de todo el AMBA para medir la situación epidemiológica. Se conformó, además, una mesa técnica para estudiar diariamente la ocupación de camas, la velocidad de la curva de contagio, y los índices de mortalidad y letalidad.

El viernes , el Presidente le pidió a porteños y bonaerenses que “entiendan la necesidad de quedarse en casa” ante el aumento de casos de coronavirus en el Área Metropolitana Buenos Aires (AMBA), y dijo que “hay que ser firmes y duros” con esta recomendación, ya que “circular hoy es un riesgo enorme”. “Hubo un discurso permanente que plantea que la cuarentena no hace falta ni tuvo sentido, que quebrará la economía y así morirá más gente, pero está visto, con la cantidad de casos que se conocieron ayer en el AMBA, que estamos muy lejos de resolver el problema”, dijo el mandatario.

En una entrevista simultánea con once periodistas de distintas emisoras de Radio Nacional, con transmisión de la Televisión Pública, el Presidente remarcó que “las sociedades que se han relajado tuvieron que dar marcha atrás” y señaló que “cuanta más apertura hay, mayor es la facilidad de que el virus circule y nos contagie”.

“La solución está en nuestras manos y es entender que hay una sola forma de preservarse: quedarse en casa; no vaya a ser que por relajarnos y salir todo el esfuerzo se vuelva inútil”, agregó el jefe de Estado, en videoconferencia desde la residencia de Olivos.

Fernández reseñó que “hay provincias donde está más controlado, otras que creían que estaba controlado y se descontroló, y el AMBA y Resistencia, donde están los dos focos más intensos”.

“Ahí hay que ser firmes y hacer entender que circular es un riesgo enorme. Esta mañana mi médico, que es director de un sanatorio privado, me dijo que en los últimos 15 días la cantidad de casos en ese sanatorio se multiplicó por cinco”, explicó.

En otro orden, el mandatario dijo que “la pandemia dejó al descubierto la concentración en Capital Federal y Gran Buenos Aires de la economía del país” y que el coronavirus “afecta a esa región y termina afectado a un porcentaje muy alto de la economía, porque todo está concentrado allí”.

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario