Senado: oficialismo desactiva a la dupla Bruglia-Bertuzzi

Política

Cristina de Kirchner convocó a sesión para mañana. Se renovará el protocolo de trabajo virtual por 60 días sin consultar a la oposición.

El Senado tendrá mañana otra sesión de alto voltaje, tras el apuro del oficialismo para desactivar los traslados de los actuales camaristas federales Leopoldo Bruglia y Pablo Bertuzzi, en la mira del kirchnerismo desde el inicio del Gobierno de Alberto Fernández. También será removido de su lugar en el tribunal oral en lo criminal el magistrado Germán Castelli, en una reunión en la que el Frente de Todos aprovechará para renovar el protocolo de trabajo virtual, sin consulta previa a la oposición.

La estrategia del Frente de Todos va a contramano de lo ocurrido la semana pasada en Diputados, con un oficialismo que tuvo que ceder ante la oposición para renovar el protocolo de trabajo, que ahora incluirá la posibilidad de realizar sesiones presenciales. En la Cámara alta, habrá reuniones virtuales por 60 días más, tal como reza el decreto presidencial 14-20 firmado ayer por Cristina de Kirchner, y cuyo bloque cuenta con mayoría cómoda para imponer su voluntad.

De hecho, el Frente de Todos se meterá de lleno en el conflicto que hubo en Diputados por una sesión que ahora está con una presentación de impugnación en la justicia. Mañana, el kirchnerismo sancionará el proyecto que aumenta penas sobre pesca ilegal, es decir, la iniciativa que fue votada en la Cámara baja dos semanas atrás, en una sesión que derivó en bochorno.

Por su parte, la dupla Bruglia-Bertuzzi intenta frenar la estampida del oficialismo y realizó movimientos en la Corte Suprema de Justicia, que tiene el tema en sus manos. El Frente de Todos se dispone mañana a eliminar sus cargos actuales en la Cámara de Apelaciones para que retornen ambos a sus puestos de jueces federales.

Por ahora, el kirchnerismo dejó fuera de la sesión el proyecto de resolución para impulsar una denuncia penal contra el procurador interino, Eduardo Casal, otro objetivo primordial del oficialismo en la Cámara alta. Este tema, que nació de una cuestión de privilegio, ya cuenta con dictamen de la comisión de Asuntos Constitucionales que comanda la ultra K María de los Ángeles Sacnun.

Demora

La agenda para la sesión de mañana, además de las cuestiones judiciales y de pesca ilegal, incluye también la demorada ley para crear el Fondo Nacional de la Defensa, que tiene como objetivo principal el refuerzo del equipamiento de las Fuerzas Armadas. En las últimas horas, el texto fue despachado en la comisión de Defensa, y necesitará la habilitación de dos tercios en el recinto por no contar con los siete días reglamentarios.

El proyecto en cuestión fue votado en Diputados en noviembre pasado, en un claro guiño al entonces jefe del cristinismo en la Cámara baja, Agustín Rossi, hoy ministro de Defensa. Sin embargo, la ley luego fue demorada en el Senado, con una suspensión de la comisión semanas atrás, sin explicación alguna desde la Cámara alta y del propio Ministerio que maneja Rossi.

Durante la reunión de ayer fueron llamativas las declaraciones del senador Oscar Parrilli, mano derecha “real” de Cristina de Kirchner en la Cámara alta: el legislador neuquino recordó la supuesta “disputa” en el macrismo “entre ministros para ver quiénes compraban armas” a países como los Estados Unidos, Francia e Israel, y dejó claro que votará el proyecto “porque está este gobierno”. Como su fuera poco, agregó: “Si no, no lo votaría porque no tendría confianza que los fondos fueran para otros fines”.

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario