Consenso Fiscal: se aprobó en la comisión del Senado y se podrá votar en el recinto

Política

Se logró un acuerdo entre el Frente de Todos y Juntos por el Cambio, con el FMI en el centro del debate.

La comisión de Presupuesto y Hacienda del Senado aprobó este miércoles el nuevo Consenso Fiscal acordado con los gobernadores, logrando el apoyo de los legisladores del Frente de Todos y Juntos por el Cambio, y el proyecto de ley ya está listo para ser votado en el recinto de la cámara alta en su próxima sesión.

Las modificaciones se plantean luego de que el Gobierno de Alberto Fernández se comprometiera con el Fondo Monetario Internacional (FMI) a reducir, paulatinamente, el gran déficit fiscal. Además, tienen como objetivo desarrollar políticas tributarias que eviten la evasión impositiva.

Para el presidente de la comisión, Ricardo Guerra, quien representa a La Rioja por el peronismo, tras lo planteado en el acuerdo "no hay nada que se contradiga con los compromisos asumidos con el FMI".

En la oposición, los senadores Ernesto Zimmermann y Julio Martínez manifestaron su apoyo a los nuevo lineamientos fiscales, pero pidieron que las modificaciones en el gasto público no recaigan solo en las administraciones provinciales: "Que el compromiso con el Fondo no sea solo de un ajuste que tengan que llevar las provincias, sino que se pueda compartir el esfuerzo con el Estado nacional", planteó Zimmermann.

Este acuerdo fiscal, que se debate en un contexto de fuerte crisis social, política y económica, había sido firmado el 27 de diciembre por los Gobiernos afines al peronismo y las administraciones opositoras, de Jujuy, Corrientes, Mendoza, Córdoba, Neuquén, Misiones y Río Negro. Sin embargo, jurisdicciones como San Luis, La Pampa y la Ciudad Autónoma de Buenos Aires no se plegaron al acuerdo.

Los cambios principales

Las partes que apoyaron el Consenso Fiscal señalan que esto podría fortalecer la autonomía de las provincias brindando estabilidad jurídica a los Gobiernos y a los contribuyentes, respecto de los impuestos provinciales.

Además, prevé que las alícuotas de Ingresos Brutos no deberán ser superiores a las establecidas para cada actividad. A su vez, ratifica la decisión de analizar en 2022 la posibilidad de legislar sobre un nuevo impuesto a la herencia.

El posible Consenso Fiscal establece que las provincias podrían aplicar un "endeudamiento responsable". Esto significa que puede incrementar su stock de deuda en moneda extranjera solo con financiamientos de organismos bilaterales o multilaterales de crédito.

Sobre la "responsabilidad fiscal", el acuerdo dice que "la regla de límite de crecimiento del gasto estará regida en todos los casos por el incremento del Productor Interno Bruto (PIB)".

Para Guerra, "este consenso tiene una serie de compromisos en materia tributaria, de endeudamiento responsable, de responsabilidad fiscal, de establecer límites para que no se tome deuda por encima de las posibilidades que se tienen". Y completó: "Es algo lógico que no se tome deuda para gastos corrientes sino que tengan como contraprestación obras de infraestructura".

Dejá tu comentario