River se clasificó sin ningún sobresalto

Deportes

River clasificó con mucha autoridad para los cuartos de final de la Copa Sudamericana al derrotar a Defensor Sporting de Uruguay por 2 a 1, en un partido en el que casi no pasó sobresaltos.

Paulo Ferrari (en el día que River vendió 80% de sus derechos a un grupo empresarial en 3 millones de dólares) fue el hombre clave del partido, porque a los 7 minutos aprovechó una distracción de Ariosa para abrir el marcador, y con sus constantes subidas por la derecha desequilibró a una defensa uruguaya muy insegura.

River había ganado en Montevideo por 2 a 1, por lo que el gol puso a los uruguayos a 3 de diferencia para clasificar. Eso le permitió al equipo de Simeone desarrollar su juego con tranquilidad y potenciar la habilidad de su doble enganche (los chiquititos Buonanotte y Mauro Díaz) aunque siempre culminó en centros que Abreu no pudo concretar en la red.

Defensor buscó el ataque con sus armas, pero a los 16 minutos se quedó sin Martín García lesionado y eso, sumado al gol de Ferrari, repercutió en su rendimiento.

River graduó el partido y lo aseguró con un toque corto de Barrado, después de un desborde y centro de Ferrari que Abreu le bajó de cabeza al goleador. Con el partido terminado en el resultado, River se relajó en defensa y en el minuto final pudo descontar de taco el argentino Maximiliano Pérez, pero ya era muy tarde para cualquier reacción.

River enfrentará ahora a Chivas de México por los cuartos de final y si gana puede encontrarse con Boca en semifinales.

Dejá tu comentario