Aduana evitó contrabando por más de $750 millones: desde cigarrillos a motos de alta gama

Economía

Fue durante los controles de rutina en los 154 pasos fronterizos. Son en su mayoría por delitos como el fraude marcario o el contrabando.

En los primero ocho meses del año, la Dirección General de Aduanas (DGA) evitó operaciones de contrabando por más de $750 millones en el marco de los operativos de control de rutina que realiza en los 154 pasos fronterizos. Entre los bienes incautados hay desde miles de paquetes de cigarrillos a motos de alta gama que quisieron ingresar al país de forma irregular. En la mayoría de los casos lo decomisos fueron por delitos como el fraude marcario o el contrabando.

En el marco de la función de la Aduana como responsable del control del tráfico internacional de mercaderías y de la fiscalización de las importaciones, durante las inspecciones los funcionarios aduaneros confiscaron además indumentaria, artículos electrónicos, repuestos, relojes, anteojos, perfumes y maquillajes. Fuentes oficiales explicaron a Ámbito que las incautaciones fueron realizadas durante “operativos de control de rutina de verificar y escanear la mercadería por parte de los empleados de la Aduana”.

Según los datos compilados por la Aduana, una parte significativa de los procedimientos fue realizado por las aduanas del noreste argentino, emplazadas en las provincias de Corrientes, Misiones, Chaco y Formosa, que tienen bajo su órbita a 61 de los 154 pasos fronterizos en donde está presente la DGA. “Las aduanas del noreste y noroeste son las que más operativos tienen porque son las que tienen más pasos peatonales, no necesariamente porque sean las más complicadas”, analizaron las mismas fuentes.

Mediante el control aduanero al ingreso de mercadería, la DGA apunta además a proteger a los consumidores al evitar la llegada de bienes que no cumplen con la normativa vigente, al entramado productivo local al frenar productos que impliquen competencia desleal al ingresar de contrabando sin pagar aranceles, resguardar la salud pública y la defensa nacional.

Muchos de los productos confiscados son falsificaciones de marcas reconocidas realizadas en los países de origen, que representan un peligro real para la salud. Es decir, que además de ser mercadería no declarada, atenta contra la salud de los consumidores. Como ejemplo, los anteojos de sol “truchos” no tienen filtro de rayos UV lo puede generar daños severos en la visión a quienes los utilice. En el caso de los juguetes, se usan pinturas no homologadas y contienen piezas y partes pequeñas que se desprenden y pueden ser ingeridas por los niños.

En el caso de los cigarrillos, entre enero a agosto, la Aduana secuestró más de 600.000 paquetes y otros 20.000 cigarrillos electrónicos. En tanto que la incautación de teléfonos celulares y accesorios como pantallas, cables o baterías sumó más de 100.000 unidades.

Fuentes oficiales explicaron que la titular de la Aduana Silvia Traverso “tiene un eje de acción alineado con el Gobierno nacional para intensificar los controles aduaneros para evitar el contrabando, verificar el valor de referencia y la sobrefacturación y subfacturación” y agregaron que “transmite un mensaje político que es fiscalizar y controlar más”.

Aduana AFIP DGA contrabando
Un operativo en el cual se incautaron 144 termos y 43.000 paquetes de cigarrillos de origen extranjero sin documentación de intervención aduanera.

Un operativo en el cual se incautaron 144 termos y 43.000 paquetes de cigarrillos de origen extranjero sin documentación de intervención aduanera.

En ese sentido, la DGA se encuentra con un proceso para avanzar en una licitación con el objetivo de actualizar la tecnología desplegada en los controles aduaneros mediante la adquisición de escáneres no intrusivos y métodos de detección previa.

Vale recordar que la mercadería incautada por el organismo que depende de la Administración Federal de Ingresos Públicos (AFIP) tiene tres destinos posibles: la donación, la subasta o la destrucción. Por un lado, la mercadería que apunta a cubrir necesidades básicas o que por algún motivo puede resultar útil para cumplir con políticas públicas se la pone a disposición de la Secretaría General de Presidencia de la Nación, que es quien luego decide el destinatario de cada donación.

En cambio, si la mercadería incautada es de importación permitida en el país, pero no es un bien de primera necesidad ni sirve para las políticas públicas debe ser subastada. Por último, si los productos incautados son por el delito de fraude marcario deben ser destruidos.

Tres operativos de la Aduana para evitar el contrabando

  • En Santa Cruz, en un operativo en el aeropuerto se incautaron 9 motocicletas de alta gama marca Triumph, una camioneta y un trailer para motos, que fueron ingresados al país de manera irregular. Las motos, de origen brasileño, fueron declaradas para uso personal, como viaje de turismo, pero la investigación de la DGA determinó que en realidad eran utilizadas para usos comerciales. Es que una agencia de turismo de San Pablo vendía el paquete para personas que venían de Brasil para realizar recorridos turísticos en el sur del país y de Chile, quienes recogían las motos en el aeropuerto de El Calafate.

  • En el Paso Cristo Redentor, en Uspallata, Mendoza, la DGA secuestró 119 mil paquetes de cigarrillos ocultos en un camión que intentó salir del país hacia Chile. La mercadería estaba oculta en un camión que transportaba fideos secos y fue detectada por personal de la Aduana, quienes advirtieron que el precinto estaba vulnerado y escanearon la carga.

Aduana AFIP DGA contrabando
En Mendoza, un camión que transportaba fideos secos llevaba oculto cajas con 119.000 paquetes de cigarrillos.

En Mendoza, un camión que transportaba fideos secos llevaba oculto cajas con 119.000 paquetes de cigarrillos.

  • En el puerto de Rosario, personal de la DGA secuestró repuestos y partes de motocicletas sin declarar por un valor estimado de $29 millones ocultos en un contenedor proveniente de China. El contenedor transportaba 240 puertas, marcos metálicos y 2000 envases de poliuretano. Entre la mercadería secuestrada hay 500 cilindros para motor de motos, 200 tableros digitales, 40 tanques de combustible metálicos, 120 motores eléctricos de 500 cilindradas y 9.500 neumáticos para bicicletas.

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario