México rechazó la propuesta de una moneda regional

Economía

También defendió la decisión de Nicolás Maduro de no viajar a la cumbre de la CELAC y criticó a la oposición argentina: "Los mismos que endeudaron a Argentina, que empobrecieron al pueblo, son los paladines de la libertad y de la democracia".

El Gobierno de México anticipó este martes que no se sumaría a una moneda común para América Latina, según señaló el presidente de ese país, Andrés Manuel López Obrador.

Los comentarios de López Obrador surgen luego de que Argentina y Brasil anunciaran que comenzarán a analizar la creación de una moneda común que en principio facilite el intercambio entre esos países. Los presidentes Alberto Fernández y Luiz Inacio 'Lula' da Silva adelantaron que consideraban más adelante hacerle la propuesta a todo el Mercosur y que esta estaría disponible para quienes desearan sumarse.

"Nosotros no estaríamos de acuerdo. Nosotros por muchas razones tenemos que seguir manteniendo como referencia al dólar", dijo el mandatario durante su tradicional conferencia de prensa matutina.

López Obrador agregó que desconoce los detalles de la iniciativa planteada el lunes tras un encuentro entre los presidentes.

El presidente mexicano no participó de la cumbre de mandatarios de la CELAC, aunque destacó hoy las "muchas coincidencias" con los países que integran el organismo.

"Estamos a favor de todos los gobiernos de América Latina y el Caribe, de las políticas que se está siguiendo de una auténtica democracia, en contra de los golpes de Estado, tanto militares como mediáticos, o legales entre comillas", dijo el jefe de Estado y agregó: "Estoy de acuerdo con lo que se va a plantear (en la cumbre de la Celac), hay muchas coincidencias, son más las coincidencias que las diferencias que podamos tener".

Respecto de la negativa del presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, de participar de la cumbre en Buenos Aires por, según denunció, conocer un plan de la derecha para agredirlo, López Obrador dijo que "hizo muy bien" en cancelar su asistencia para no caer en la "trampa mediática" y "evitar las provocaciones" de los medios conservadores y la derecha de Argentina, que calificó como "muy beligerante".

Por último, criticó al FMI y a "los conservadores hipócritas" que critican a Alberto Fernández. "Venían unas elecciones y Mauricio Macri, que era el presidente del conservadurismo, quería reelegirse, y le convenía al Gobierno de EEUU que Macri se reeligiera. Entonces, para garantizar la reelección de Macri, el FMI empezó a darle dinero al Gobierno de Argentina, más allá de la capacidad de pago", dijo el mandatario y agregó: "Deberían estar avergonzados, ofreciendo disculpas, los conservadores que causaron el endeudamiento de Argentina en complicidad con el Fondo Monetario Internacional".

"Los mismos que endeudaron a Argentina, que empobrecieron al pueblo de Argentina, son los paladines de la libertad y de la democracia, y esos son los que ahora quieren regresar por sus fueros", concluyó.

Dejá tu comentario