Cubren gastos e inversiones

Economía

«No sé cuáles fueron las razones que hicieron que el gobierno diera este paso, pero sin dudas es un paso en la dirección correcta. Apoyamos que se aumente la tarifa a los consumidores que más pueden pagar; quizás nosotros hubiéramos hecho el corte un poco por debajo de los 650 kw/mes, sobre todo porque el ministro dijo que -en caso de que haya algún usuario que no pueda pagar el aumento- podrá recurrir al ENRE y explicar su caso. Pero lo importante es que, sin dudas, esto es mucho mejor que un nuevo subsidio.» En diálogo con este diario, Alejandro Macfarlane, CEO de Edenor, celebró la medida oficial.

Cuando se le preguntó si estaba en línea con la «tarifa social» que venía reclamando su empresa desde hace tres años, Macfarlane dijo: «No sé si llamarla así, pero es verdad que aspirábamos a tener tarifas escalonadas por consumo». El ejecutivo agregó que, de sus 2,5 millones de clientes residenciales, quedarán exentos de la suba «cerca de un millón y medio».

Desde las distribuidoras se explicó que el total de lo que se recaude por el aumento -un monto que ninguna de las tres pudo todavía estimar- se aplicará a mejorar la distribución, a inversiones y al pago de mayores salarios. En este sentido, Macfarlane aseguró: «Ni un peso del aumento se destinará a distribuir utilidades: 100% se volcará a la empresa. La situación financiera de la empresa no era la mejor, sobre todo de cara a los aumentos pactados con los gremios y los proveedores externos; este retoque tarifario soluciona el problema de fondo».

El ejecutivo prometió además: «Este año vamos a estar mejor que el año pasado en materia de distribución, porque en 2007 invertimos u$s 100 millones. Creemos que en 2008 la inversión será similar, pero dependerá de lo que surja de este aumento».

Dejá tu comentario