Divisas del agro, récord: hasta junio ingresaron u$s16.600 millones

Economía

Las primeras proyecciones indican que en julio el sector liquidaría alrededor de u$s2.000 millones.

Tal como adelantó Ámbito, el primer semestre del año cerró con un récord en el ingreso de divisas, a pesar de que algunos analistas preveían que el campo comenzaría liquidar menos a partir del sexto mes. Lo cierto es que cerró con un total de poco más de u$s3.300 millones, lo que llevó al acumulado anual hasta los u$s16.600 millones.

El factor determinante para la liquidación de divisas récord del campo fueron los altos precios internacionales, particularmente de la soja y el maíz, que mostraron durante los últimos ocho meses incrementos en torno al 40%.

Según detallaron desde CIARA-CEC, la cámara que nuclea a las empresas agroexportadoras que operan en la Argentina, el monto que se liquidó en junio pasado “resulta récord para ese mes en las estadísticas de los últimos 19 años, excepto 2018. Esa suma representa, sin embargo, una declinación del 5,2% con respecto al precedente mes de mayo pero un incremento del 43,2 % en relación con el mismo mes de junio del año anterior. Asimismo, el ingreso de divisas del primer semestre (u$s16.600) es récord absoluto para el mismo período de los últimos 18 años”.

En este marco, el Banco Central de la República Argentina (BCRA) bien aprovechó la bonanza en el ingreso de dólares del campo y logró cerrar la primera mitad del año con compras por más de u$s6.300 millones y engrosando sus reservas en alrededor de u$s3.000 millones.

En tanto, desde el sector explican que la liquidación de divisas está fundamentalmente relacionada con la compra de granos que luego serán exportados ya sea en su mismo estado o como productos procesados, luego de una transformación industrial. La mayor parte del ingreso de divisas en este sector se produce con bastante antelación a la exportación, anticipación que ronda los 30 días en el caso de la exportación de granos y alcanza hasta los 90 días en el caso de la exportación de aceites y harinas proteicas. Esa anticipación depende también del momento de la campaña y del grano de que se trate, por lo que no existen retrasos en la liquidación de divisas.

Mientras tanto, el mercado local sigue de cerca las cotizaciones internacionales de los principales productos que exporta la Argentina (soja, maíz y trigo) para adelantarse respecto a como seguirá el ingreso de divisas en los próximos meses. Por lo pronto, la buena noticia es que la soja viene mostrando una cierta recuperación en Chicago, luego de semanas en las que se ubicó por debajo de los u$s500.

Ayer la oleaginosa cerró a u$s531 por tonelada, lo que representa una muy leve baja respecto a la jornada del miércoles y un valor que se ubica 30% por arriba de lo que cotizaba por lo menos ocho meses atrás.

Además, teniendo en cuenta cuestiones estacionales lógicas de la campaña agrícola -la cosecha de soja ya culminó por lo que el grueso de divisas del sector ya habría sido liquidado- las proyecciones indican que durante julio que acaba de comenzar el sector ingresaría entre u$s1.500 y u$s2.000 millones en divisas.

Los pronósticos adelantan además que el campo aportará durante todo este año un total de entre u$s23.000 y u$s25.000 millones, cuando el año pasado apenas logró superar los u$s20.000 millones, es decir el campo una vez más es el motor de la economía argentina tan necesitada del ingreso de dólares frescos.

Dejá tu comentario