El Fondo elogió la propuesta de EE.UU. de un impuesto global sobre la renta empresarial

Economía

El FMI elogió ayer la propuesta de los Estados Unidos de crear un impuesto mundial “de al menos” 15% sobre la renta empresarial y destacó que este mecanismo permitiría a los gobiernos invertir más en áreas esenciales como educación, salud e infraestructura.

“Había una propuesta para una tasa de hasta 21%. La cifra sería algo menor que eso”, reconoció Kristalina Georgieva, directora del FMI, en una conversación con el diario The Washington Post.

“Pero todo impuesto superior al actual, que en muchos países es de “10% o incluso menos, será beneficioso”, agregó Georgieva, quien recordó que el Fondo es favorable a generalizar este impuesto en el mundo pues significa “más dinero en las arcas de los Estados” y reduce la evasión fiscal.

La idea resurgió hace dos meses cuando el Gobierno de Estados Unidos reiteró la voluntad de impulsar en el G-20 un impuesto global a la renta empresarial, tal como lo indicó en su momento la secretaria del Departamento del Tesoro, Janet Yellen, una semana después de que el presidente Joe Biden presentara un plan de infraestructura financiado con alzas de tributos empresariales.

“Juntos podemos usar este impuesto mínimo global para asegurarnos de que la economía prospere sobre la base de una mayor igualdad de condiciones de tributación para las empresas multinacionales y que se impulse la innovación, el crecimiento y la prosperidad”, había señalado Yellen.

Dejá tu comentario