Wanda Nara y Mauro Icardi: una historia de amor marcada por la infidelidad

Espectáculos

La historia de amor entre Wanda Nara y Mauro Icardi comenzó con un escándalo y parece que terminará con otro. Y ambos marcados por la infidelidad. 

La historia de amor entre Wanda Nara y Mauro Icardi comenzó con un escándalo y parece que terminará con otro. Y ambos marcados por la infidelidad.

Todo comenzó hace casi una década. Wanda Nara estaba casada con Maxi López, su marido durante cinco años y padre de sus tres hijos varones Valentino, Benedicto y Constantino. Mauro Icardi era amigo de la pareja y compañero de equipo del ex River.

Allí nació el amor y un verbo en la jerga popular: "icardiar". Wanda Nara, según dijo cansada de las infidelidades de Maxi López, reencontró el amor en Icardi. Se separó de forma resonante en octubre de 2013 y desde ese entonces mantuvo un enfrentamiento público con su exesposo por cuestiones vinculadas a sus hijos.

“¿Quién te va a agarrar con tres pibes?”, se dice que le dijo López a Wanda mientras se terminaba de concretar la separación. Quien la "agarró" fue Icardi. En mayo de 2014 se casaron. Luego llegarían sus dos hijas Francesca e Isabella.

Mauro Icardi y Maxi López eran compañeros en Sampdoria, de Italia. Allí entablaron una gran amistad que llevó al rosarino a compartir la intimidad de la entonces pareja. Compartieron salidas y hasta vacaciones, y eso lo llevó a entablar un vínculo cercano con Wanda.

"Basta para mí", tuiteó la mediática a fines de octubre de 2013 dando por terminada su relación con Maxi López. Habían pasado algo más de 5 años del comienzo de su relación. Según siempre dejó trascender Wanda, el final llegó tras reiteradas infidelidades del delantero. Y quien la habría consolado sería el mismísimo Icardi.

De la cercanía llegó el amor. Y así fue como una semana más tarde del tuit de la mediática, Icardi decidió hacer públicos sus sentimientos: “Wanda Nara, te amo, nunca me será sencillo decir lo que siento, porque descubrí que esas dos palabras llevan consigo un sentimiento sin límites”.

Tanto así que se tatuó su nombre incluso antes del casamiento. También se tatuó el rostro de Wanda Nara.

El a comienzos de 2016 le pidió matrimonio en pleno partido. Cinco meses después, la pareja se casó a todo lujo en el Palacio Sans Souci, en Victoria. Luego llegaron las hijas Francesca e Isabella, que se sumaron a los otros tres hijos de Wanda: Valentino, Benedicto y Constantino.

“Otra familia más que te cargaste por zorra!”, fue el mensaje que escribió este sábado Wanda en sus redes sociales e, inmediatamente, dejó de seguir a su marido. Al instante borró de su cuenta de Instagram la mayoría de las fotos en donde se ve la cara de Icardi y comenzaron a crecer con fuerza los rumores de separación

Muchos dedos apuntan a la China Suárez como una tercera en discordia ya que dicen que el mensaje utilizado por Wanda es un guiño al que emitió Pampita cuando se separó de su ex, Benjamín Vicuña.

Temas

Dejá tu comentario