¿Qué es el quinto estado de la materia que obtuvo la NASA en el espacio?

Información General

Es un estado distinto al líquido, sólido, gaseoso y al plasma, a mitad de camino entre el mundo microscópico, donde rigen las reglas de la mecánica cuántica, y el macroscópico, en el que se aplican las de la física clásica.

Gracias a un experimento llevado a cabo en la Estación Espacial Internacional, científicos de la NASA lograron obtener el quinto estado de la materia en el espacio.

Es un estado distinto al líquido, sólido, gaseoso y el plasma, posible solo en temperaturas cercanas al cero absoluto y en el que átomos ultrafríos que se mueven al unísono se comportan como ondas en lugar de partículas.

El resultado, publicado en la revista Nature, se debe a la investigación coordinada por Robert Thompson, del California Institute of Technology (Caltech).

El quinto estado de la materia, llamado condensado de Bose-Einstein, se encuentra entre el mundo microscópico, donde rigen las reglas de la mecánica cuántica, y el macroscópico, en el que se aplican las de la física clásica.

A través de estos experimentos los científicos pueden estudiar propiedades fundamentales de la mecánica cuántica. Algo complicado de hacer en la Tierra por la atracción gravitatoria del planeta.

Estas mediciones de precisión con átomos fríos podrían ser clave en el futuro para comprender el funcionamiento interno de la naturaleza, que hasta el momento estuvo casi exclusivamente relacionado a los aceleradores de partículas y los observatorios astronómicos.

¿Por qué se llama condensado de Bose-Einstein?

En 1924 el joven físico indio Satyendranath Bose le envió un artículo a Albert Einstein que sostenía que cualquier objeto emite cierta luz y que esa luminosidad depende de su temperatura. Describía además cómo determinar si dos fotones deberían considerarse idénticos o diferentes. Pese a que el artículo había sido rechazado por una revista científica, Einstein lo tradujo aal alemán y recomendó su publicación.

Una de los hallazgos era que, por debajo de una cierta temperatura, estas partículas, llamadas bosones en memoria del científico indio, tienden a adoptar un mismo estado microscópico: el condensado de Bose-Einstein.

Este quinto estado de la materia se comprobó siete décadas después, generado en 2001 por los científicos Carl Wieman y Eric Cornell, lo que les valió el Nobel de Física.

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario