Aumenta la tensión: EE.UU. compara a Chávez con Hitler

Mundo

Washington (EFE, AFP, Reuters, ANSA) - La disputa entre Estados Unidos y el presidente de Venezuela, Hugo Chávez, se agudizó ayer, cuando altos funcionarios de la Casa Blanca compararon su ascenso al poder con el de Adolf Hitler y mostraron alarma por sus tendencias antidemocráticas y por sus lazos cada vez más estrechos con países como Irán y Corea del Norte.

El secretario de Defensa, Donald Rumsfeld, dijo: «Uno tiene a Chávez en Venezuela, con un montón de dinero del petróleo. Es una persona que fue elegida legalmente, igual que Adolf Hitler fue elegido legalmente. Luego consolidó el poder».

En declaraciones formuladas en el Club Nacional de la Prensa de Washington, Rumsfeld añadió: «Ahora, por supuesto, está trabajando estrechamente con Fidel Castro y con Evo Morales», marcando, en lo que respecta al segundo, una toma de distancia que contradice los gestos conciliadores hechos en la víspera por la administración Bush.

Estos duros comentarios coincidieron con la decisión del controvertido presidente venezolano de expulsar de Venezuela al agregado naval de la Embajada de EE.UU.,
John Correa, bajo la acusación de espionaje (ver aparte). Todos estos elementos incrementaron notablementepaíses. En tanto, el jefe nacional de Inteligencia de EE.UU., John Negroponte, había acusado horas antes a Chávez durante una audiencia en el Senado de buscar relaciones militares «más cercanas» con Irán y con Corea del Norte, dos miembros del «eje del mal» definido por el presidente George W. Bush.

«Estamos a la espera de que Chávez profundice su relación con Castro. También está buscando relaciones económicas, militares y diplomáticas más cercanas con Irán y con Corea del Norte», aseguró

Negroponte, en una audiencia de la Comisión de Inteligencia del Senado.

Si Chávez gana las elecciones previstas para finales de este año, afirmó el funcionario,
« parece dispuesto a usar el control de la Legislatura y otras instituciones para seguir poniendo trabas a la oposición, para reducir la libertad de prensa y para asentarse mediante medidas que son técnicamente legales, pero que, de todos modos, constriñen la democracia».

Negroponte también se refirió de modo ambiguo a Morales. «Desde su elección, parece haber moderado sus promesas anteriores de nacionalizar la industria de los hidrocarburos y de cesar la erradicación de cultivos de coca. Pero su gobierno sigue enviando señales ambivalentes sobre sus intenciones», explicó.

• Coincidencia

Los dardos estadounidenses hacia Chávez fueron lanzados en momentos en que el mandatario venezolano celebraba su séptimo año como presidente. Pese a los festejos del chavismo, los resultados de su gestión no son alentadores. Desde su asunción en 1999, en Venezuela aumentó la pobreza de 43% a 54%, a pesar de la bonanza que generó la suba del precio del petróleo.

En el acto por el aniversario, en un teatro y transmitido en cadena obligatoria de radio y televisión, el presidente convocó a una manifestación antinorteamericana para marzo, similar a las que realiza la dictadura cubana.


Por otra parte, el Ministerio de Información venezolano alertó sobre una «amenaza velada de ataque aéreo a la sede a la cadena de TV Telesur en Caracas», representada, a su juicio, por las declaraciones del diputado estadounidense Connie Mack.

«Esa declaración, además de un insulto directo a los gobiernos de Venezuela, la Argentina, Cuba y Uruguay, que comparten esfuerzos en Telesur, representa una amenaza velada de ataque aéreo a la sede principal de Telesur en Caracas», aseveró.

A través de un comunicado, rechazó las declaraciones el miércoles «del representante Connie Mack, en las que afirmó que el reciente acuerdo firmado entre el canal de televisión sudamericano Telesur y la televisora catarí Al Jazeera constituye 'una red de televisión global para los terroristas y otros enemigos de la libertad'».

Dejá tu comentario