Brasil rechazó la ayuda humanitaria de Argentina por la tragedia de Bahía

Mundo

La cancillería brasileña dijo que aceptarían el envío de Cascos Blancos solo "en la hipótesis de que se agrave la situación". Las graves inundaciones en el estado del noreste de Brasil ya causaron 24 muertos y 91.000 evacuados.

Pese a los pedidos del gobernador de Bahía, Rui Costa, el gobierno brasileño de Jair Bolsonaro rechazó la ayuda humanitaria y de logística ofrecida por Argentina para auxiliar a las víctimas de las peores inundaciones de la historia de ese estado del noreste de Brasil, que provocaron 24 muertos, 91.000 evacuados y 72 municipios afectados en los últimos días.

En un oficio del Ministerio de Relaciones Exteriores, el gobierno federal de Brasil rechazó la ayuda ofrecida por la Argentina a las víctimas de las inundaciones que había sido aceptada por el gobernador bahiano.

El Gobierno de Brasil sostuvo en el oficio que tiene recursos humanos y financieros suficientes, con una reserva de 200 millones de reales, unos 35 millones de dólares, para enfrentar la tragedia.

"En la hipótesis de que se agrave la situación, requiriéndose necesidades suplementarias de asistencia, el Gobierno brasileño puede aceptar la oferta argentina de apoyo de la Comisión de Cascos Blancos, cuyos trabajos son ampliamente reconocidos", dice el texto del oficio del Palacio de Itamaraty, revelado por la cadena Globo y otros medios brasileños.

La decisión se enmarca en un clima de lucha política en medio de las inundaciones de Bahía, que ha recibido una cadena de solidaridad desde todo el país, ya que el gobernador Costa es del Partido de los Trabajadores (PT) del expresidente Luiz Inácio Lula da SIlva, opositor al gobierno federal.

El presidente Bolsonaro decidió irse de vacaciones a Sao Francisco do Sul, estado de Santa Catarina, donde pasea en jet ski y camina por las playas saludando a seguidores, mientras que ha enviado al ministro de Desarrollo Regional, Rogerio Marinho, y minimizó la ausencia del mandatario en el terreno ya que estuvo en la zona en noviembre pasado, con las primeras lluvias.

La Cancillería brasileña rechazó la oferta de ayuda argentina pocas horas después de que en las redes sociales el gobernador Costa agradeciera la disposición del Gobierno argentino.

"Mi agradecimiento al gobierno argentino por la oferta de ayuda humanitaria a las víctimas de las inundaciones en Bahía, en especial al embajador Daniel Scioli, el cónsul general en Bahía, Pablo Virasoro, y la presidenta de la comisión nacional de Cascos Blancos, embajadora Sabina Frederic", escribió Costa, el gobernador más votado del PT en las elecciones de 2018.

Costa detalló que Argentina ofreció envío inmediato de comprimidos de potabilización de agua, una misión con diez profesionales especializados en áreas de agua y saneamiento básico, logística y apoyo psicosocial a las víctimas.

El gobernador había pedido "celeridad" al Gobierno de Bolsonaro para autorizar la misión extranjera en Twitter.

La disputa en medio de la crisis humanitaria en Bahía, con más de 600.000 afectados y dos represas que cedieron por la fuerza de las aguas en regiones rurales del sur del estado, está marcando la política en esta semana de fin de año debido a que comenzará la cuenta regresiva para las elecciones de octubre próximo.

El gobernador Costa rechazó por "poca" la ayuda ofrecida por Bolsonaro para recuperar las rutas y puentes que se han partido por el avance de las aguas.

Para rebatir las críticas de que estaba pasando vacaciones por segunda semana consecutiva en la playa, Bolsonaro publicó en sus redes un video donde se mostraba a funcionarios del gobierno central entregando víveres en regiones de Bahía. "Seguimos en Bahía", escribió el mandatario desde la playa ubicada al norte de Florianópolis.

La visita de Lula a Buenos Aires como candidato favorito a vencer a Bolsonaro, según fuentes del gobierno citadas por el diario Folha de Sao Paulo causó irritación dentro del Poder Ejecutivo de Brasil, principal socio comercial argentino.

Bahía recibió las peores lluvias en 32 años, teniendo en cuenta que este tipo de fenómeno climático no ocurre en la región nordeste de Brasil, sino que que se concentra en el sudeste.

El vecino estado de Minas Gerais está también sufriendo con las inundaciones en su región norte, fronterizo a Bahía, que ya han causado allí seis muertos desde noviembre, según publicó la prensa local.

Dejá tu comentario