Con vistas al Mundial, Brasil tendrá un tren bala entre Río de Janeiro y San Pablo

Mundo

El presidente brasileño, Lula da Silva, lanzó una multimillonaria licitación del Tren de Alta Velocidad que unirá Rio de Janeiro y San Pablo, las dos grandes metrópolis brasileñas, con vistas a los Juegos Olímpicos de 2016 y tal vez para la Copa del Mundo de 2014.

El costo del llamado "tren bala" brasileño, con un recorrido de poco más de 500 km, está estimado en 33.000 millones de reales (18.750 millones de dólares al cambio actual), y genera gran interés en empresas de España, Francia, Alemania, China, Corea del Sur y Japón, entre otros.

El gobierno presentó el pliego de normas y plazos para la licitación, que será publicado oficialmente el miércoles y culminará con una subasta en la Bolsa de San Pablo el 16 de diciembre.

El presidente Lula también firmó el proyecto de ley para crear la estatal Empresa de Transporte Ferroviario de Alta Velocidad, que tendrá participación accionaria en el proyecto y garantizará que la obra implique transferencia de la tecnología a Brasil, un país de dimensiones continentales con una casi inexistente red ferroviaria.

El proyecto podrá tener financiación pública de hasta 60% de total de la obra. Brasil carece de la tecnología que deberá ser aportada por una empresa internacional.

La empresa o consorcio que se lleve la licitación tendrá cinco años para concluir el tren para que esté en funcionamiento pleno durante los Juegos Olímpicos que se celebrarán en Rio de Janeiro en 2016.

El gobierno intenta que esos plazos sean reducidos para permitir que esté operativo para la Copa del Mundo de fútbol que en 2014 tendrá como sede Brasil, informó una fuente del ministerio de Transportes.

Dejá tu comentario