Otro escándalo para Trump: Assange confesó que le ofreció el indulto si negaba la injerencia de Rusia en el hackeo al Partido Demócrata

Mundo

El fundador de WikiLeaks, cuyo extradición pidió EEUU, aseguró que un congresista republicano le hizo el ofrecimiento en nombre del mandatario en 2017.

Julian Assange, el fundador de WikiLeaks preso en Reino Unido a la espera de un juicio de extradición a Estados Unidos por la filtración de miles de cables del Departamento de Estado, afirmó que, en 2017, un emisario del presidente Donald Trump le ofreció el indulto de los cargos de espionaje si afirmaba que Rusia no fue la responsable del hackeo y divulgación de correos electrónicos del Comité Nacional Demócrata durante la campaña electoral donde venció el republicano.

Assange está tratando de evitar ser extraditado a Estados Unidos por cargos de espionaje. Su audiencia judicial plena comenzará la semana próxima, informó la agencia AP.

Su abogado, Edward Fitzgerald, aseguró en una audiencia preliminar que en agosto de 2017 el entonces congresista republicano Dana Rohrabacher visitó al australiano en la embajada de Ecuador en Londres, donde estaba refugiado, para decirle que "por instrucciones del presidente, le estaba ofreciendo un indulto o alguna otra salida, si afirmaba que Rusia no tuvo nada que ver con las filtraciones" del Comité Nacional Demócrata.

WikiLeaks, que ya había publicado miles de cables diplomáticos de la gestión de Hilary Clinton a cargo de la Secretaría de Estado, divulgó durante la campaña presidencial de 2016 mails del Partido Demócrata que afectaron la estrategia y la imagen de la aspirante a la Presidencia. Se trata de una de las aristas de la trama de injerencia rusa a favor de Trump.

Inmediatamente la secretaria de prensa de la Casa Blanca, Stephanie Grisham, dijo el miércoles que la declaración del abogado de Assange "es absoluta y completamente falso".

"El presidente apenas conoce a Dana Rohrabacher. Nunca ha hablado con él sobre este o casi otro tema", dijo Grisham. " Es una completa invención y una mentira total. Este es probablemente otro engaño interminable y otra mentira total", dijo.

Pero declaraciones de Rohrabacher, publicadas por el diario The Wall Street Journal en 2017, dan cuenta de que habló con el entonces jefe de gabinete de Trumo, el general John Kelly, sobre un posible acuerdo con Assange.

El excongresista contó al medio que, como parte del acuerdo que estaba proponiendo, Assange tendría que entregar una unidad de computadora u otro dispositivo de almacenamiento de datos que demostrara que Rusia no era la fuente de los correos electrónicos pirateados.

Dana Rohrabacher on Twitter

Las afirmaciones del fundador de WikiLeaks ocurren un día después de que Trump otorgara una serie de polémicos indultos que fueron vistos como la antesala de un eventual perdón a exasesores suyos condenados por el Rusia-gate. Entre ellos Roger Stone, quien según The Guardian, se jactó de haber cenado con Assange aunque luego dijo que era un chiste.

Inmediatamente comenzaron a surgir voces de que el intercambio propuesto por Trump, en caso de confirmarse, representa una nueva amenaza para la seguridad nacional y otro caso de obstrucción a la justicia, ambos causales para un nuevo juicio político en su contra.

Ned Price, un exvocero del Consejo de Seguridad Nacional afirmó en Twitter: "Parece seguro que los abogados de Assange están preparados para respaldar este reclamo con evidencia. Es otra indicación de que el asalto de Trump al estado de derecho no es nuevo; ha estado en curso durante su mandato".

Ned Price on Twitter

"Ofrecer un perdón a cambio de pruebas falsas. Esta es una obstrucción criminal de la justicia", escribió Richard Painter, exjefe de abogados de ética de la Casa Blanca.

Richard W. Painter on Twitter

La jueza de distrito Vanessa Baraitser dijo que la evidencia era admisible en el caso de extradición.

Assange compareció mediante un enlace directo con video desde la prisión de Belmarsh, donde está detenido en condiciones que, según denunció, están afectándolo física y psicológicamente.

En Estados Unidos enfrenta una pena de hasta 175 años en la cárcel.

Assange argumenta que estaba actuando como periodista, con derecho a la protección de la Primera Enmienda de la Constitución de Estados Unidos, la cual garantiza los derechos de libre expresión y de acción.

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario