Mayo fue el peor mes en dos años para el Pentágono en Irak

Mundo

Bagdad (EFE, AFP, Reuters, ANSA) - El Pentágono anunció ayer la muerte de 10 soldados estadounidenses, lo que convirtió a mayo en el mes más letal para el ejército norteamericano en dos años, al tiempo que cinco británicos fueron secuestrados en Bagdad mediante una operación llevada a cabo por hombres uniformados como policías.

Varias decenas de hombres irrumpieron en un edificio del Ministerio de Economía, en Bagdad, donde capturaron a cinco británicos. Inicialmente, los servicios de seguridad iraquíes habían afirmado que se trataba de cuatro alemanes empleados del citado ministerio, secuestrados «cuando daban cursos de informática» en una oficina en el centro de Bagdad.

«Cuarenta vehículos policiales llegaron y tomaron posiciones en torno al edificio. Hombres uniformados irrumpieron en el interior y se apoderaron de los cuatro expertos», explicó la fuente.

«Podemos confirmar que un grupo de cinco británicos fue secuestrado en un incidente en el Ministerio de Economía, en el centro de Bagdad», indicó un vocero de la Cancillería británica en Londres. La confirmación se produjo mientras el gobierno británico llevaba a cabo una reunión urgente de crisis.

Cuatro de los cautivos trabajan para la compañía de seguridad canadiense Garda World y el otro en la empresa estadounidense de dirección empresarial BearingPoint, contratada por Washington para relanzar la economía iraquí. Toda la información que rodea el suceso seguía siendo muy confusa al cierre de esta edición.

  • Secuestros

    Los secuestros en masa cometidos por hombres vestidos con uniformes se multiplicaron desde 2006. Según indicaron observadores, las fuerzas de seguridad iraquíes están infiltradas por las milicias y los grupos terroristas.

    Los atentados continuaron además ensangrentando las calles de Bagdad. Según fuentes locales, al menos 44 personas perdieron la vida ayer en distintos episodios de violencia. El más grave se produjo cuando un colectivo cargado con explosivos estalló y causó la muerte de 22 personas y heridas a otras 50, según informó el canal de televisión saudita «Al-Arabiya».

    Por su parte, el mando militar de EE.UU. comunicó que al menos diez de sus soldados murieron, dos de ellos en un accidente de helicóptero, en la conflictiva provincia de Diyala, al nordeste de Bagdad. Testigos presenciales y fuentes policiales afirmaron que el aparato fue derribado por fuego de los insurgentes.

  • Explosivos

    Seis de los militares fallecieron el lunes por la explosión de un artefacto bajo su convoy, mientras que otros dos perdieron la vida ayer por el estallido de un artefacto explosivo al paso de la patrulla en la que se trasladaban, precisó el Pentágono. De esta forma el total de bajas en el ejército llegó a 114, el mes más letal para el contingente estadounidense desde noviembre de 2004, cuando fallecieron 137.

    En ese contexto, un importante cabecilla de Al-Qaeda y otros 13 miembros de esta organización terrorista fueron capturados en distintas zonas de Irak, informó EE.UU. Las detenciones se produjeron en el marco del plan de seguridad llamado «Aplicamos la ley», que fue lanzado el 14 de febrero pasado y del que participan 90.000 soldados estadounidenses e iraquíes.
  • Dejá tu comentario