7 de junio 2005 - 00:00

Patriotas

En medio de una dura arenga contra la dictadura castrista en el marco de la XXXV Asamblea de la OEA, George W. Bush citó a José de San Martín y al prócer cubano José Martí. «En el último rincón de la Tierra donde yo me halle estaré listo para sacrificar mi existencia por la libertad», dijo Bush haciendo suyas palabras del libertador argentino. «El sueño de libertadde San Martín encontró un hogar en la OEA», completó Bush. Llamativamente, en su racconto de patriotas, ignoró a Simón Bolívar. ¿Una mera omisión o un nuevo eslabón en la cadena de polémicas que mantiene con Hugo Chávez?

George W. Bush, ayer al dirigirse ante la XXXV Asamblea de la OEA. Enfatizó la necesidad de ir hacia el libre comercio en el hemisferio y volvió a arremeter contra el régimen de Cuba.
George W. Bush, ayer al dirigirse ante la XXXV Asamblea de la OEA. Enfatizó la necesidad de ir hacia el libre comercio en el hemisferio y volvió a arremeter contra el régimen de Cuba.
Fort Lauderdale, Estados Unidos (EFE, AFP) - El presidente de Estados Unidos, George W. Bush, enfatizó ayer ante la XXXV Asamblea General de la Organización de Estados Americanos (OEA) que el futuro del bienestar del hemisferio pasa por el libre comercio.

El discurso se centró principalmente en subrayar las virtudes del libre comercio, aunque también se refirió a Cuba, al destacar que todos los países americanos, con la excepción de la isla, disfrutan hoy de regímenes democráticos, dijo Bush ante los representantes de las 34 naciones miembros de la OEA.

«Solamente un país en este hemisferio está fuera de esta sociedad democrática de naciones y un día la corriente de libertad llegará también a las costas de Cuba», subrayó el presidente, quien destacó que su país «comparte con América latina el compromiso de construir un continente en libertad y prosperidad».

Cuba, uno de los 21 miembros fundadores de la OEA en 1948, fue expulsada de la organización en 1962, tras declararse marxista.

Además, Bush citó al libertador argentino José de San Martín al presentar sus argumentos en favor de la libertad y la democracia en el continente.

«El amor por la libertad tiene profundas raíces en nuestro hemisferio.» Poco después de que Estados Unidos obtuviera su independencia de Gran Bretaña, en 1776, recordó Bush, «patriotas a lo largo de las Américas se inspiraron» para tomar un camino similar.

«Uno
de ellos fue el general argentino José de San Martín», quien durante la lucha contra el dominio español declaró «en el último rincón del mundo donde pueda encontrarme, estaré listo para sacrificar mi existencia por la libertad», citó Bush. «El sueño de libertad encontró un hogar en la OEA», completó el presidente norteamericano.

Sugestivamente, el estadounidense no mencionó a Simón Bolívar, referente máximo del venezolano Hugo Chávez.

«En la nueva América del siglo XXI, una de las vías seguras para hacer que las oportunidades se hagan realidad para todos sus ciudadanos es abriendo las puertas al comercio»,
indicó Bush.

• Competitividad

El presidente agregó que «una América en la que todos sus habitantes vivan en prosperidad será más pacífica y una América cuyos países reduzcan las barreras al comercio entre ellas será una región más competitiva en la economía global».

Tras hablar del
Area de Libre Comercio de las Américas y de los acuerdos bilaterales que EE.UU. tiene con varios países, como Chile, México o Canadá, se refirió específicamente al tratado que ha firmado con Centroamérica y República Dominicana.

Sobre este tratado, señaló que es «más que un acuerdo comercial, es una muestra del compromiso de EE.UU. con la democracia».

Por otro lado, un proyecto alternativo presentado por 11 países -entre ellos
Bolivia, Brasil, Chile, Perú y Colombia- buscó superar el conflicto desatado por la propuesta estadounidense de crear un sistema de «monitoreo» democrático en la región. El nuevo texto evita hablar de «procesos para evaluar» la democracia, como hace el boceto de resolución estadounidense, y prefiere referirse a «formas de cooperación» para «asegurar una efectiva y equilibrada aplicación» de la Carta Democrática interamericana.

Dejá tu comentario

Te puede interesar