Hijos del fiscal Stornelli, parte de la inteligencia macrista

Política

Julián Stornelli se desempeñó en la exSIDE. Otro de los hijos, Mateo, es escribiente en la Dajudeco.

En medio de la megacausa que investiga los alcances de la inteligencia ilegal durante el gobierno de Mauricio Macri, se conoció que uno de los hijos del fiscal Carlos Stornelli trabajó en la Agencia Federal de Inteligencia (AFI) en los tiempos de Cambiemos. Se trata de Julián Stornelli, quien fue agente de la exSIDE tal como confirmaron fuentes oficiales a Ámbito.

Otro hijo del titular de la Fiscalía Federal N° 4, Mateo Stornelli se desempeña como escribiente en la Dirección de Asistencia Judicial en Delitos Complejos y Crimen Organizado (Dajudeco), que actualmente tiene como director a Juan Tomás Rodríguez Ponte.

En el Libro de Actas de la AFI 2016-2018, puede leerse la Resolución Nº 537, del 29 de julio de 2016, en donde se aceptó “la renuncia presentada por el agente PC E 14 Julián M. Stornelli”. Según reflejó El Destape a partir del acceso a los documentos de la AFI, Julián Stornelli era personal contratado, no pasante y se desempeñó por alrededor de tres meses en la AFI que estaba a cargo de Gustavo Arribas y Silvia Majdalani.

Después de cuatro años en donde la Dajudeco fue cuestionada por los desmanejos en las escuchas, y en medio del escándalo por la causa de espionaje ilegal durante el macrismo, en junio pasado Sergio Massa y Cristina Fernández de Kirchner firmaron una resolución conjunta para poner en marcha un acuerdo suscripto en 2016 entre el Congreso y la Corte Suprema para el contralor de la Dajudeco y que nunca se llegó a poner en marcha durante el macrismo. De esa menera le asignaron a la Comisión Bicameral de Fiscalización de los Organismos y Actividades de Inteligencia el seguimiento y control de la Dajudeco.

Hay que recordar que el juez federal de Dolores Alejo Ramos Padilla procesó al fiscal Stornelli por considerarlo como miembro de la asociación ilícita que encabezaba el falso abogado Marcelo D’Alessio y por violación a la Ley de Inteligencia Nacional, por haber sido autor de una serie de hechos delictivos vinculados a distintas víctimas de la organización dedicada a la extorsión y el espionaje.

Pero además, lo acusó del incumplimiento de los deberes de funcionario en la causa GNL, matriz del caso “cuadernos”; coautor de “coacción” e incumplimiento de los deberes legales sobre ejercer influencia bajo métodos ilícitos. En lenguaje llano, espiar u ordenar operaciones de inteligencia prohibidas por la ley. El magistrado dejó una línea inquietante para Stornelli y le pasó factura de sus siete meses de rebeldía cuando el fiscal se negó a presentarse a la indagatoria.

En declaraciones a Radio 10, Stornelli se desligó de la causa radicada en Dolores que investiga la existencia de una asociación ilícita que extorsionaba a empresarios y otros a cambio de no involucrarlos en causas judiciales al asegurar que no conoce D’Alessio, procesado con prisión preventiva en el caso, al tiempo que también negó relación con Darío Nieto, uno de los señalados por la justicia en la causa por supuestas operaciones de espionaje ilegal realizadas por la AFI durante el Gobierno del expresidente Mauricio Macri y quien lo nombró en un chat privado.

“Es difícil opinar sobre D'Alessio, siempre fue tomado como un personaje extraño, verborrágico. Creo que es lo que aparenta, es una persona que se ha dedicado a vender humo", consideró el fiscal, y sentenció que lo vio solamente cinco veces en la vida y "a partir de eso se armó toda la cuestión".

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario