25 de junio 2013 - 17:06

"Ganar un partido en mi realidad es muy bueno"

Del Potro volvió en buen nivel.
Del Potro volvió en buen nivel.
(Desde Londres.-) Se lo nota más contento que en los últimos tiempos, que pasó entre lesiones y problemas de salud. Juan Martín Del Potro ganó y muestra su entusiasmo, aunque es medido.

"Me sentí bien por ser mi primer partido y ante un jugador zurdo. Ganar significa mucho, me pone contento estar viviendo todo esto después de haber estado ausente" dijo el número 8 del mundo, entre sonrisas y caras serias.

Tras ganarle a Albert Ramos, Del Potro concluyó en que fue "de menos a más. Comenzar un Grand Slam no es nada sencillo". "Es un jugador zurdo y en esta cancha los saques abiertos son complicados. Los pude devolver bien y me daba confianza para que no encuentre un lugar así", amplió.

Además, sostuvo que "tuve un pequeño bache en el segundo, se hizo más parejo en el final, pero quebré en el 6-5. En el tercero pisé el acelerador. Con dos sets a favor, me dio más ganas para ser más ofensivo todavía y cerrarlo rápido". Al parecer, su forma de decirlo no mostraba preocupación por ese pequeño momento de desconcentración.

Fue realmente satisfactorio el primer encuentro del tandilense y las victorias incrementan los sentimientos positivos: "Ganar un partido hoy, en mi realidad, es muy bueno, en un torneo grande. Voy día a día, que es algo que aprendí fuera del circuito".

Descolocó a varios cuando se refirió a su próximo rival, un canadiense con el que tiene antecedentes. "A (Jesse) Levine lo conozco bastante. Jugamos muchos torneos cuando teníamos 15 o 16 años. También es zurdo, y como todo americano trata de ser muy agresivo y juega bien en la red. Teniendo los efectos de zurdo, en esta superficie se hace difícil, pero voy a tratar de hacer algo similar a lo que hice en este partido", expuso.

"Delpo" también se hizo un tiempo para reflexionar sobre el tenis actual, al que considera que tiene "un nivel muy alto" y en el cual "cualquiera puede ganarle a otro", en referencia la derrota de Rafael Nadal en primera ronda.

"En los últimos años, las mismas personas ganan los torneos grandes. Me gusta jugar los Grand Slam y los torneos largos, porque uno va tomando confianza con los días. No estoy frustrado, porque esas personas juegan mejor que el resto, son muy regulares. Hacen la diferencia con el resto de los jugadores en estos certámenes", explicó el argentino.

Concluyó explicando sobre lo que vendrá, tratando de dejar un mensaje claro y con pequeñas esperanzas que crecen: "Me encantaría volver a tener el nivel que tuve en los Juegos Olímpicos, pero hay que ser realista y yo no me puedo engañar. Sé el tiempo que estuve parado y cómo me encuentro hoy para jugar un torneo como Wimbledon. Si no puedo ganar ahora, será en la segunda parte del año, sobre superficie rápida, que a mí me gusta jugar".

Dejá tu comentario

Te puede interesar