Serio: comprometerían ya superávit con más aumentos en sueldos

Economía

Ayer, la ministra de Economía se reunió con el gremio de los estatales al que le habría prometido una recomposición salarial a partir de marzo. Sería una peligrosa señal, más cuando se acaba de prometer prudencia fiscal luego del anuncio del pago de toda la deuda al FMI. Así el gobierno, si bien sostiene que quiere bajar a un dígito la inflación, en definitiva puede complicar el panorama aun más. En momentos en que más vulnerable se ha hecho el país por la caída de reservas y cuando más hay que procurar defender y consolidar el superávit fiscal, se prometen mejoras salariales que, según los sindicalistas, deberían rondar 20%.

Tras reunirse con la ministra de Economía, Felisa Miceli, el titular de la Asociación de Trabajadores del Estado (ATE), Pablo Micheli, aseguró ayer que luego de marzo «habrá una recomposición salarial» para los empleados del sector público nacional.

El anuncio lo formuló el sindicalista a la prensa luego de una reunión que mantuvo por espacio de una hora en el Palacio de Hacienda con la ministra. «Fue una muy buena reunión. Estuvimos una hora analizando todos los temas pendientes», dijo el representante sindical.

Reconoció que la Ley de Presupuesto aprobada por el Congreso «no contempla un aumento para los estatales el año próximo, pero la ministra no cerró la puerta».

Miceli «nos planteó que los primeros tres meses van a estar abocados al control de la inflación, y que luego de eso habrá una recomposición salarial» para los empleados públicos.

• Satisfacción

«Realmente nos vamos satisfechos. En el tema de los contratados también hubo respuestas favorables», aseguró Micheli, quien lidera el gremio que reúne a 110.000 empleados de la administración central y organismos descentralizados.

«Es más, la ministra planteó que probablemente haya una recomposición salarial importante, que tiene que ver con nuestro reclamo sobre la pérdida de poder adquisitivoluego de la salida de la convertibilidad, que es de 18 a 20% aproximadamente.»


Micheli
había ingresado a la reunión recordando, en tono de queja, que cuando se le pagaba al FMI «no había aumento de sueldo porque había que pagar la deuda, y ahora que se saca la deuda de encima no se puede dar aumento».

Según el dirigente sindical, «la ministra comparte este criterio y nos dijo claramente que es todo lo contrario. Que esto (el pago al Fondo) libera de compromisos a los Presupuestos tanto de 2006 como de 2007, y favorece la posibilidad de satisfacer nuestro reclamo».

El dirigente de ATE reconoció que en los dos años que van del gobierno del presidente Néstor Kirchner «hubo un movimiento favorable en los salarios estatales, pero reclamamos lo que falta porque seguimos retrasados».

Ante lo hablado con la ministra, adelantó: «Haremos los plenarios correspondientes para saber si los compañeros están dispuestos a esperar o si quieren salir a la calle, y si es así, saldremos».

Desde ATE «reclamamos que habiendo tanta plata (por el superávit fiscal) se priorice la deuda interna», aseguró Micheli.

Dejá tu comentario