"No hay nada que envejezca tanto en TV como la comedia"

Espectáculos

Mariano César, de 31 años, es gerente de programación del canal «Retro», antes llamado «Uniseries» y mucho antes «Universo», señal dedicada a emitir series y películas clásicas que muy difícilmente se puedan ver en otros canales. «Retro», que empezó a ocupar un lugar que no cubren los presuntamente «canales culturales de cine», programó en los últimos tiempos una retrospectiva muy completa de Billy Wilder, otra dedicada a los films de Roger Corman con Vincent Price sobre Edgar Allan Poe, y próximamente tiene previsto un ciclo de spaghetti-western que comenzará a principios de agosto. Dialogamos con él:

Periodista:
¿Qué serie es la más vista?

Mariano César: «El Superagente 86» definitivamente.Y esto dentro de un género que no es el preferido. Porque lo que más ve la gente, tanto en series como en películas, sigue siendo el western, sobre todo el western en color. Las comedias todo lo contrario: es el género menos visto. Desde «Yo quiero a Lucy» hasta «Mork y Mindy» es un género que siempre nos costó.


P.:
Además están dobladas.

M.C.: Sí, pero eso no influye.Y eso que me gustaría pensar que esa fuera la razón, porque a mí tampoco me gusta el doblaje. Pero el motivo es otro, y es que hay géneros que envejecen más que otros. El único fundamento que tengo son los ratings. Los temas de ciencia-ficción, aventuras o policial permanecen. La única excepción es «El superagente 86». Lo que más mide de todo el canal es la maratón de ese programa que hacemos los sábados. Y está doblado.


P.:
Usted es joven, y la mayoría de las películas que se emiten en «Retro» no las pudo haber visto en su momento y además es difícil encontrarlas editadas en video. ¿Cómo es su formación?

M. C.: Hace diez años que trabajo aquí y gran parte de mi formación la hice en este empresa. Entré como asistente de Domingo Di Núbila en el canal Space. Siempre que me preguntan la edad me dicen que soy joven para estar en un canal de cine clásico. Pero parte de nuestro desafío es que un canal de cine clásico no sea sólo para mayores de 40 o 50 años, sino hacerlo atractivo para jóvenes de otras generaciones. Nosotros siempre decimos que es una oportunidad de reencuentro, pero también de descubrimiento.

P.: ¿Llegó a ver el ciclo televisivo «Sábados de Super Acción»?

M.C.: Sí, claro que lo vi. Mis recuerdos de cine clásico, de hecho, son más televisivos: «Sábados de Super Acción», el «Kenia Sharp Club», «Trasnoche Grundig». A «Los vengadores», y «Los Nuevos Intocables» los dio el «Kenia Sharp Club».


P.:
¿Los jóvenes ven «Retro»?

M.C.: Con «Uniseries» tuvimos una buena experiencia. No sólo por la programación, sino creo que en esto tuvo mucho mérito el departamento creativo con las promociones de estética «retromoderna» y el humor utilizado.


P.:
¿Cómo acceden al material?

M.C.: Tratamos de ir balanceando dos cosas: los grandes paquetes de estudios como Paramount o Columbia, y algunos pequeños paquetes independientes. Como «Retro» es un canal de clásicos estamos más pendientes del acceso que podamos tener a los grandes estudios, pero no tenemos la misma facilidad con todos. La programación está basada sobre todo en series de Paramount y películas de MGM, del que sí tenemos un gran paquete ya adquirido para determinado territorio y determinada cantidad de pasadas. De todas formas, comprar por paquete no quiere decir que no haya una instancia de evaluación.


P.:
¿De que depende la compra de un paquete?

M.C.: Primero está la línea editorial del canal, antes de entrar en contacto con un vendedor o distribuidor. Más allá de algún título puntual, nosotros queremos rescatar géneros que están olvidados, entonces prestamos atención cuando alguien nos ofrece algo que nos interesa. Tenemos segmentos en el canal que nos hace estar pendientes, como «Retrospectiva», o «Vade Retro». En el caso de los spaghetti-western encontramos dos distribuidores: MGM, que tenía los trabajos de Sergio Leone y Clint Eastwood, y Surf, de Pascual Condito, de donde sacamos los westerns italianos con Franco Nero o Lee Van Cleef. En el caso del ciclo de «Blaxploitation» que emitimos hace unos meses primero llegaron los títulos y después la idea.


•Títulos

P.: Faltan algunos clásicos importantes como «Un dólar marcado» y otros.

M.C.: Es difícil buscar títulos puntuales, y sobre todo en cine. En series es diferente. Estuvimos un año y medio buscando «Los vengadores». No había nadie que viniera con una lista donde estaban «Los vengadores». Fue un gran trabajo de búsqueda de quién tenía los derechos. La gente pedía a gritos «Los vengadores».


P.:
¿Y como es el tema de los derechos en el rubro series?

M.C.: Es muy parecido al tema de las películas: se compran por determinado tiempo, por una cantidad de pasadas y determinado territorio.


P.:
¿Hay series tan caras que les impidan pasarlas?

M.C.: Las clásicas no. No es un tema de precios. Tiene que ver con el mapa de la industria. Si determinado sello tiene su propio canal es más difícil que le venda a la competencia.


P.:
El canal Fox en sus comienzos emitía «Tierra de gigantes», «El túnel del tiempo», «Perdidos en el espacio», «Viaje al fondo del mar». ¿Este es uno de los casos?

M.C.: Fox es de los más difíciles. Pero siempre hay negociaciones, y ellos tienen sus internas entre su departamento de televisión y su departamento de ventas. El departamento de televisión cuida más el tema de no vender a la competencia, y el departamento de ventas quiere facturar. Por eso nosotros no descartamos ningún título.

Dejá tu comentario