"Si recuperamos el Colón, podremos recuperar nuestra nación"

Espectáculos

Los trabajos de restauración del Teatro Colón sufrieron idas y vueltas desde que comenzaron, originalmente, en 2001. Desencuentros políticos, falta de presupuesto e interrupción en las obras fueron algunas de las inconveniencias que acosaron al máximo coliseo argentino.

En diálogo con ámbito.com, Daniel Chaín, ministro de Desarrollo Urbano del Gobierno de la Ciudad, aseguró que "la principal complejidad que tenía este trabajo es que teníamos las obras suspendidas por falta de financiamiento. Además habían estado encaradas de una manera poco convencional, por decirlo de alguna forma, y en vez de estar organizadas por rubros estaban organizadas por espacios físicos".

Un enorme equipo de profesionales, artistas, técnicos, artesanos, investigadores y coleccionistas participaron de las tareas. "Había un equipo técnico bueno que necesitaba tener una conducción apropiada para poder realizar las obras y es lo que le incorporamos para poder tener el éxito que hoy gozamos y nos deleitamos en mostrar", dijo Chaín.

"El edificio del teatro Colón no fue reformado sino que fue una tarea de restauración conservativa", aclaró el ministro. "Restaurar conservando su tiempo, su edad y al mismo tiempo incorporando las tecnologías que nos permiten poder disfrutar del teatro en su máxima expresión", agregó.

Hay una gran expectativa para la reinauguración del que se considera uno de los recintos más importantes del mundo dentro de la lírica y el ballet. "La reapertura del teatro para el Bicentenario es la posibilidad de darnos un mensaje entre nosotros mismos. Nuestro país recupera el Teatro Colón. Si podemos recuperar el Colón, podremos recuperar nuestra nación", concluyó el ministro.

Dejá tu comentario