28 de diciembre 2022 - 11:58

Bolsonaro cambia el mando del ejército a días de la asunción de Lula

Julio César de Arruda será el nuevo jefe del Ejército, el cual contó con la aprobación del equipo de transición del nuevo presidente. Mientras tanto, Bolsonaro no asistirá al acto de asunción.

La presencia de militares en el gobierno de Brasil es récord desde el fin del régimen militar en 1985.

La presencia de militares en el gobierno de Brasil es récord desde el fin del régimen militar en 1985.

Foto: AFP

El presidente de Brasil, Jair Bolsonaro firmó este miércoles un decreto para designar al nuevo jefe de Ejército, elegido por el presidente electo Lula Da Silva, quien asumirá el próximo domingo 1 de enero.

Julio César de Arruda será el nuevo jefe del Ejército según informó el Diario Oficial de la Unión, en lo que pudo haber sido uno de los últimos actos de gobierno firmados por Bolsonaro en suelo brasileño.

Se espera que Bolsonaro lleve a cabo un último discurso antes de que termine su mandato, en el que agradecerá a los 58 millones de votantes y anunciará su trabajo en la oposición al gobierno de Lula a partir del 2023.

Además, según el medio Oul, Bolsonaro no entregará la banda presidencial el 1 de enero y, además, viajará a Orlando, Estados Unidos, para alojarse en un resort que pertenece a Donald Trump, en el condominio Mar-a-Lago en Palm Beach.

Bolsonaro militares

El equipo de transición de Lula trabaja con el equipo de Bolsonaro

La designación de Arruda como jefe interino contó con la aprobación del equipo de transición y ya había sido comunicada por el ministro de Defensa de Lula, José Mucio Montero. Sin embargo, deberá ser ratificado por Lula en lugar de Marco Antonio Freire Gomes.

El gobierno de transición, que tuvo como tarea lograr un correcto traspaso entre la gestión de Bolsonaro y la de Lula, anunció también que se reemplazarán a los jefes de la Marina y de la Fuerza Aérea a partir de la próxima semana.

Sin embargo, la columnista del diario O Globo Miriam Leitao señala que la designación de Arruda es una forma de desconocer la autoridad de Lula como nuevo presidente por parte del Ejército.

"El cambio de mando antes de la asunción de Lula es ideológico e indebido. Los jefes militares quieren pasar el mensaje de que no aceptan ser conducidos por el presidente elegido por el pueblo brasileño", señaló.

Dejá tu comentario

Te puede interesar