Insólito: la presidenta de Bolivia trata de bloquear al coronavirus con una tarjeta

Mundo

Jeanine Áñez realizó varios actos vistiendo en el cuello una tarjeta que supuestamente bloquea al coronavirus. El dispositivo es considerado fraudulento por EEUU y Asia.

La presidenta de facto de Bolivia, Jeanine Áñez, y otras autoridades de su gobierno, aparecieron públicamente con una tarjeta pendiendo de su cuello que supuestamente bloquea al coronavirus, aunque su uso es desaconsejado por la ciencia y los principales organismos de control de fármacos del mundo.

El dispositivo, conocido como Virus Block Out, Virus Shut Out o Tarjeta 360, también es usado por el ministro de Gobierno, Arturo Murillo, según reportó este domingo la prensa local.

La tarjeta es de origen asiático y se vende como un elemento capaz de purificar el aire "eliminando virus y bacterias durante un mes", por lo que se lo promociona como efectivo para el coronavirus.

Sin embargo, el collar fue rechazado en varios países de Asia y por las autoridades sanitarias de Estados Unidos por ser considerado fraudulento.

Esta tarjeta ya es comercializada en Bolivia mediante páginas de Facebook y WhatsApp. Tiene un precio de 120 pesos bolivianos (alrededor de 15 dólares).

"Tarjeta esterilizadora espacial de última generación. Purifica el aire, protege 360 grados eliminando virus y bacterias hasta un metro a la redonda, usándola colgada al cuello", dice un anuncio que ofrece el collar en las redes sociales, contó Página Siete.

Otras publicidades en Internet lo presentan como "un bloqueador de virus" y se muestran imágenes de la mandataria Áñez y Murillo utilizando esas tarjetas colgadas en sus cuellos, mientras hacen entregas de respiradores artificiales y otros insumos de bioseguridad en Santa Cruz de la Sierra, para luchar contra el coronavirus.

Además de ser prohibido en muchos países asiáticos, Ariane Davison, viróloga e inmunóloga de Hong Kong, lo calificó como una "estafa completa" y explicó que está hecho con base a dióxido de cloro, lo que podría causar graves daños.

"El dispositivo se usa alrededor del cuello, en ninguna parte cerca de la nariz y la boca, que son los portales clave para la infección por coronavirus", detalló la experta.

"Si acerca el dispositivo a la cara, el ingrediente activo, el dióxido de cloro, podría causar irritaciones graves en los ojos y la piel y quemaduras, ya que es altamente corrosivo", agregó.

En tanto, la Agencia de Protección Ambiental (EPA) junto a la Aduana y Protección Fronteriza de Estados Unidos (CBP) negaron la entrada a ese país de ese "producto ilegal".

Las partidas de la Tarjeta 360 provenían de Japón y Hong Kong a través de puertos estadounidenses en Honolulu y Guam, pero fueron frenadas bajo el calificativo de "pesticida no autorizado".

"La EPA no tolerará que las compañías vendan desinfectantes ilegales y hagan declaraciones de salud pública falsas o engañosas durante esta crisis pandémica", dijo John Busterud, administrador regional de la EPA.

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario