Dos libros complican la campaña de Hillary Clinton

Mundo

San Francisco (EFE, El Mundo) - Dos libros de próxima publicación, escritos por prestigiosos periodistas, se adentran en la intimidad de la precandidata demócrata Hillary Clinton y detallan, entre otras cosas, su tortuosa relación con su esposo, Bill.

Por si no tuviera suficiente con sus abundantes enemigos políticos, la senadora aspirante a la Presidencia en las elecciones de 2008 tendrá que vérselas con las dos obras, que podrían convertirse en bestsellers a su costa.

A diferencia de publicaciones anteriores, esta vez los autores son periodistas con inmejorables credenciales. «Se trata de Carl Bernstein, de «The Washington Post», quien junto con Bob Woodward destapó el escándalo Watergate, lo que les valió un premio Pullitzer y el respeto de las generaciones de prensa venideras, y de Jeff Gerth y Don Van Natta, periodistas investigadores de «The New York Times».

  • Retrato

    «Una mujer a cargo: la vida de Hillary Rodham Clinton», un volumen de 640 páginas, le llevó a Bernstein ocho años de investigaciones y más de 200 entrevistas con amigos, colaboradores y adversarios de la senadora, aseguró la editorial Alfred A. Knopf.

    En ese libro, que saldrá a la venta el próximo 5 de junio con una tirada inicial de 275.000 copias en Estados Unidos, Bernstein retrata a la mujer que ayudó a definir una presidencia y podría protagonizar otra como «brillante, controladora y ambiciosa», según el «Post».

    En cuanto al otro libro, titulado «Su camino: las esperanzas y ambiciones de Hillary Rodham Clinton», saldrá a la venta el 8 de junio aunque «The New York Times» planea publicar un extracto en su revista dominical del 3 de junio.

    Entre otras cosas, el volumen sugiere que antes de votar a favor de la guerra en Irak, la senadora por Nueva York no había leído el informe de las agencias de espionaje sobre la situación en ese país en 2002.

  • Dolores de cabeza

    Pero lo más jugoso seguramente corresponda a los detalles relacionados con las numerosas infidelidades de él y los dolores de cabeza de ella para decidir si se casaba, primero, y si continuaba en el matrimonio, después.

    El libro explica que, durante la campaña de 1992 un equipo dirigido por la ex primera dama -que lidera las encuestas de opinión entre los precandidatos demócratas-, contrató a un investigador privado para que siguiera a Gennifer Flowers, amante de Bill cuando él era gobernador de Arkansas. «La voy a destrozar», fue su grito de guerra.

    En los libros desfilan las mujeres de Bill en Arkansas, sobre todo Marilyn Jo Jenkins, una ejecutiva de la que el ex presidente se enamoró y por la que presuntamente estuvo a punto de divorciarse de su mujer, según Bernstein.

    De acuerdo con el periodista, Bill quiso divorciarse de Hillary para estar con Jenkins en 1989, pero Hillary se negó, ya que, según dijo a Betsey Wright, jefa de personal del entonces gobernador de Arkansas, «hay cosas peores que la infidelidad».

    Los textos, no obstante, tienen un sustancial punto débil: ninguno de los escritores entrevistó directamente a Hillary o a Bill, y los asesores de Hillary señalan que, en todo caso, éstos no ofrecen nada nuevo. Philippe Reines, portavoz de Hillary en el Senado, señaló que «si los libros anteriores sobre Clinton eran 'dinero a cambio de basura'estos otros no son nada más que 'dinero a cambio de algo recalentado'». Recalentado, sí, pero sabroso.
  • Dejá tu comentario