Dos muertos ya por puja en Cochabamba

Mundo

Cochabamba (AFP, EFE, Reuters, ANSA) - Al menos dos muertos y más de medio centenar de heridos dejó ayer un choque en el departamento (provincia) Cochabamba entre opositores y partidarios del gobernador Manfred Reyes Villa, enfrentado al presidente boliviano Evo Morales, quien le pide su renuncia por su postura en favor de las autonomías.

La policía de Cochabamba, tercera ciudad del país y capital del departamento del mismo nombre, reportó la muerte de al menos dos personas -uno de cada bando- en un enfrentamiento que se produjo entre cocaleros afines a Morales y jóvenes que apoyan al gobernador. Rumores indicaban al cierre de esta edición que podría haber dos muertos más y tropas federales comenzaban a llegar a la ciudad para restaurar el orden.

El mismo enfrentamiento, una verdadera batalla campal según testigos, dejó más de 50 heridos, al menos uno de ellos de bala.

La violencia estalló en la céntrica Plaza de las Banderas, donde grupos de jóvenes afines al gobernador opositor desbordaron el control policial y con bates, palos y piedras encararon a los cocaleros que apoyan al presidente Evo Morales, que se encontraban en el extremo opuesto del lugar.

Los dos grupos se trenzaron en la plaza y las escaramuzas se extendieron al paseo céntrico de El Prado, donde también se registraron heridos de diversa consideración.

  • Respuesta

    En un principio los cocaleros, que sufrieron heridos y contusos, retrocedieron algunas cuadras y, tras recibir refuerzos, respondieron el ataque en medio de una lluvia de piedras y la impotencia de los uniformados, que apenas atinaron a disparar bombas de gas lacrimógeno.

    El choque, de consecuencias políticas aún impredecibles, se produjo en medio de una situación de grave crisis motivada por un enfrentamiento político entre el presidente Morales y el gobernador Reyes Villa, quien planteó un referendo para que su departamento tenga un estatuto de autonomía, lo que es resistido por el gobierno central.

    La ciudad, de medio millón de habitantes, se encuentra paralizada desde el lunes por miles de cocaleros que ese día incendiaron parcialmente la sede de la gobernación y que han tomado sus calles.

    El corte de rutas iniciado el martes por cocaleros pro-Morales comenzó a provocar desabastecimiento y a disparar los precios de los alimentos. Asimismo, provocó que miles de personas estén varadas en terminales de embarque, lo que obligó a la Fuerza Aérea de Bolivia a habilitar puentes aéreos.

  • Acusación

    El gobernador cochabambino acusó al gobierno de promover e incitar las movilizaciones en su contra.

    Tras denunciar el «terrorismo de Estado» que ejercería el Poder Ejecutivo, la oposición al gobierno de Morales comenzó a articularse, encabezada por seis de los nueve gobernadoresdel país, que se reunirán en las próximas horas en La Paz para asumir una posición política sobre los incidentes de Cochabamba.

    La crisis se inició con la propuesta del gobernador Reyes Villa de llamar a un referendo para determinar si su departamento quiere un régimen autonómico como el que ya votaron el pasado 2 de julio los departamentos de Santa Cruz, Beni, Pando y Tarija, todos opositores al gobierno de Morales.

    En ese mismo referendo Cochabamba, al igual que otras cuatro provincias andinas, votó por el No, pero Reyes Villa considera necesario hacer una nueva consulta.

    Cochabamba es considerada una región estratégica: fue allí donde surgió el movimiento cocalero de Morales y es vital en el equilibrio de fuerzas en la fuerte pugna entre la oposición regional y el gobierno.
  • Dejá tu comentario