Continúan en descenso las solicitudes de subsidios por desempleo en EEUU

Mundo

Cerca de 340.000 personas solicitaron nuevas prestaciones por desempleo tras haber sido despedidas entre el 22 y el 28 de agosto, lo cual representa 14.000 menos que los 354.000 pedidos de la semana anterior.

Las solicitudes de subsidios por desempleo registraron una nueva caída en los Estados Unidos durante la cuarta semana de agosto, informó este jueves en Washington la Oficina de Estadísticas Laborales (BLS, por sus siglas en inglés) del Departamento de Trabajo.

Cerca de 340.000 personas solicitaron nuevas prestaciones por desempleo tras haber sido despedidas entre el 22 y el 28 de agosto, lo cual representa 14.000 menos que los 354.000 pedidos de la semana anterior.

De esta forma, las solicitudes alcanzaron un nuevo nivel mínimo desde marzo de 2020, en otro signo de recuperación en el mercado laboral estadounidense.

La caída en el índice también refleja la culminación de los beneficios federales extendidos de desempleo, que incluían, por ejemplo, un pago semanal extra de US$ 300, y se prevé que caduquen oficialmente el próximo lunes (casi la mitad de los Estados los finalizaron antes de esa fecha).

Si bien la Casa Blanca no prevé extender la asistencia especial para desempleados, informó a los Estados que pueden seguir utilizando con ese fin los fondos asignados a tal efecto que no fueron empleados hasta el momento.

Pese a la mejora del mercado laboral estadounidense, aún no se alcanzan los niveles previos a la pandemia (205.000 pedidos en promedio), y la variante Delta del coronavirus inyectó incertidumbre en el panorama económico, con un riesgo de futuros despidos.

Según la agencia Bloomberg, el reciente repunte en contagios comenzó a impactar en el comportamiento de los consumidores con una baja en la demanda en los viajes por avión, restaurantes y ocupación de hoteles.

Por lo pronto, 2,7 millones de personas recibían subsidios por desempleo al 21 de agosto, frente a 2,9 millones la semana anterior.

En la última semana de marzo de 2020 al comenzar la pandemia de coronavirus, los pedidos semanales de subsidios habían alcanzado la cifra récord de 6,8 millones, y desde entonces han ido disminuyendo a medida que la economía iba retomando su actividad.

El último reporte de empleo publicado a principios de este mes indicó que en julio se generaron 943.000 nuevos puestos, el mayor incremento en casi un año y un número mayor al esperado.

El índice de desempleo bajó a 5,4%, la menor cifra desde que comenzó la pandemia (donde llegó a marcar un 14,8%), y se redujo frente al 6,3% de principios de este año, aunque 11,7 millones de estadounidenses continúan desempleados.

Nuevos datos de empleo de agosto, claves para la definición de la política monetaria a seguir por la Reserva Federal (FED), se publicarán mañana: los economistas pronostican la creación de 720.000 nuevos puestos con el índice de desempleo cayendo a 5,2%.

Dejá tu comentario